El PP afea la ausencia en la comisión de un portavoz socialista

LOGROÑO.

En una tensa doble sesión, el portavoz del PP, Jesús Ángel Garrido, censuró que el PSOE no contara con ningún representante en la jornada que, precisamente, comparecía una exalcaldesa de su partido. «Con diez diputados ni siquiera ha podido presentar un sustituto a Francisco Ocón, quizá para no mostrar su división interna», malició antes de que el presidente de la comisión, el socialista Jesús María García, explicase que el secretario general había excusado su presencia un día antes por motivos familiares y el reglamento le impedía a él abandonar puntualmente la presidencia para fijar la posición del PSOE. Tras el rifirrafe y a preguntas del PP, Ibarguren explicó que no impugnó el PGM pese a las críticas vertidas al coincidir con problemas de salud y porque los servicios jurídicos del partido no lo aconsejaron.

Por Podemos, Natalia Rodríguez denunció que el plan sirviera para legalizar «los 567 metros de la casa de aperos de Sanz», un uso político para fines personales que para David Vallejo (Cs) «es la definición de corrupción».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos