La Rioja

«El islam es incompatible con cualquier clase de violencia»

«El islam es incompatible con cualquier clase de violencia»
/ Enrique Del Río
  • Marian Aretio, miembro de la comunidad musulmana en La Rioja

  • Aretio enfatiza el rechazo de los musulmanes afincados en la región a los últimos atentados y alienta a fijar puntos de encuentro para superar los prejuicios

La comunidad musulmana comparte el estupor por las tragedias con sello yihadista que se suceden en Europa. A los comunicados de condena que se reiteran también desde La Rioja, Marian Aretio añade el compromiso de su colectivo por romper las barreras que, según reconoce, aún cuesta derribar.

¿Cómo siente la comunidad musulmana en La Rioja atentados como el perpetrado recientemente en Londres?

Lo sentimos como cualquier otro ciudadano que rechaza todo ataque a la sociedad. La muerte es una sinrazón que carece de lógica y justificación al margen de ideologías o creencias. Y, menos, desde un sentido religioso. Cualquier clase de violencia es incompatible con el islam, donde no hay ninguna esencia de terrorismo ni agresión.

¿Cómo pueden llegar a tal extremo los terroristas que actúan en nombre del Estado Islámico?

Es complicado entender cuál es la deriva que puede llegar a tomar alguien para actuar así. Lo que dicen todos los informes oficiales es que se trata mayoritariamente de personas con antecedentes delictivos, escasa cualificación académica y laboral y un perfil de desafección. Lo que no puede haber en ellos es una orientación religiosa porque el Islam siempre aboga por un enfoque espiritual de tolerancia y convivencia. Por eso no entendemos y nos indigna que se pretenda asociar violencia e islam. La yihad no existe como concepto bélico. Hay una yihad mayor conceptuada como el esfuerzo de cada uno por ser mejor persona y una menor, que remite a la época del profeta y aquel contexto, como una posibilidad de defensa, pero jamás de incitación a la guerra.

¿Se trata, por lo tanto, de una mala interpretación?

Más bien de una manipulación interesada. Vincular los crímenes al islam es un sinsentido. Todos los estudios indican que entre los terroristas cunde un analfabetismo religioso y son vulnerables al engaño.

La comunidad musulmana está integrada por múltiples colectivos. ¿Es unánime el rechazo de todos ellos a la violencia?

Sí. Los manifiestos en el mismo sentido que se emiten en toda España se cuentan por miles.

¿Existe algún riesgo de que surja aquí alguien con un poso de radicalidad?

En La Rioja somos un grupo coordinado que trabaja y promueve actividades en la misma dirección. Y quien no participa en él es, simplemente, porque carece de tiempo. Nadie que se considere musulmán y tenga conocimiento de lo que es islam puede caer en el radicalismo, y si detectásemos cualquier atisbo de un posible acto delictivo seríamos los primeros en advertirlo a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad.

¿Entiende en general la sociedad riojana ese mensaje? ¿Perciben algún tipo de recelo hacia ustedes que se agudiza con los atentados?

Lo que vemos es un auge de los populismos que fomentan un discurso islamófobo. Un negación a la diversidad, un rechazo al otro que va calando y alcanza a otras esferas. Ahí está sin ir más lejos Theresa May, dispuesta incluso a modificar leyes y derechos a cambio de seguridad, o la confusión que muchas veces se percibe en algunos medios de comunicación que, al final, generan una sensación de desconfianza y miedo porque en mi barrio van a abrir una mezquita o el vecino es musulmán.

¿Hay voces que echan en falta una mayor integración de la comunidad musulmana inmigrante para eliminar esas barreras?

Por fortuna, España parece que lo está haciendo mejor en ese sentido que otros países como Francia. Yo critico que alguien venga aquí y pretenda vivir igual que, por ejemplo, en su pueblo de Senegal; no puede ser un 'corta y pega'. Obviamente debe haber un feedback, una relación recíproca. Como ciudadano de otro país, el musulmán tiene que cumplir los derechos y obligaciones jurídicos que se exigen. En lo cultural, eso depende de la libertad personal, donde más que la integración hay que hablar de inclusión.

¿Qué cabe hacer para limar las diferencias?

Fomentar espacios de encuentro. Cuando conoces en profundidad al otro es cuando se empieza a distinguir y valorarle, sacudir muchos clichés. Diferenciar la cultura árabe de la religión musulmana y atreverse a conocer a quien no es como tú. Sólo así se puede romper la dinámica del nosotros/ellos.

¿Se está consiguiendo?

En La Rioja se han promovido varios cursos de verano sobre yihadismo porque la comunidad musulmana es la primera en querer frenar la sinrazón. Por otro lado, solicitamos por escrito a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad una jornada formativa abierta al público igual que las que se hacen sobre bullying o violencia de género. Cuáles son las medidas preventivas, qué pautas hay que adoptar si se percibe un comportamiento anormal... Unos nos dijeron que no podían atendernos y de otros aún no hemos recibido respuesta. Tampoco la Delegación de Gobierno ha contestado.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate