La Rioja

La partida de ayudas para libros de texto se cuadruplica y alcanza los 3,7 millones

Martínez y Galiana, ayer ante la prensa. :: juan marín
Martínez y Galiana, ayer ante la prensa. :: juan marín
  • La previsión es duplicar los 6.500 beneficiarios en Primaria y Secundaria del curso anterior con un sistema progresivo en función de la renta familiar

El Consejo de Gobierno aprobó ayer elevar a 3,7 millones de euros el presupuesto de la convocatoria de ayudas para la adquisición de libros de texto en educación Primaria y Secundaria durante el próximo curso. La decisión implica cuadriplicar la partida destinada al mismo fin en el último ejercicio (870.000 euros) y se enmarca en el acuerdo alcanzado con C's para sacar adelante las Cuentas del 2017, aunque «persigue el objetivo compartido con el Ejecutivo de Ceniceros de lograr una mayor cohesión social a través del fortalecimiento de las familias», precisó la portavoz gubernamental, Begoña Martínez. Un incremento que C's aplaudió y se arrogó como iniciativa propia a través de una nota.

El titular de Educación, Alberto Galiana, subrayó como otra novedad la elevación de los umbrales de renta familiar para acceder a las ayudas, así como el aumento de las becas. «De esta manera no sólo se llegará a más gente, sino que se hará con mejores cuantías», agregó augurando que con el nuevo escenario se pueda «duplicar ampliamente» el número de beneficiarios que el curso pasado se cifró 6.543.

En concreto, los umbrales de renta máximos para acceder a una ayuda han pasado de 6.000 a 12.000 euros per cápita. Para rentas inferiores o iguales a 4.000 euros, la cuantía de las ayudas pasa de 90 euros por alumno en los niveles de Primaria y 140 euros en Secundaria a 160 euros y 245 euros por lote, respectivamente. En una horquilla entre 4.000 y 8.000 euros, el apoyo económico será de 130 euros por estudiante en un nivel y 200 en el siguiente. En el nuevo tramo de ayudas para rentas entre 8.000 y 12.000 euros, las ayudas serán de 100 euros en Primaria y 150 en Secundaria. Todas, efectivas a través de los centros. «Además de atender a quien más lo necesita, se amplía el alcance a una parte de las clases medias», razonó Galiana para subrayar el afán de abarcar un mayor espectro, al tiempo que puntualizó: «No nos planteamos la gratuidad, sino un sistema de ayudas progresivas».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate