La Rioja

La comunidad educativa de La Enseñanza respalda al profesor denunciado por presuntos tocamientos

  • Un millar de personas se concentró en las puertas del centro escolar, la APA defiende su inocencia y la comunidad gitana pide que sea apartado hasta que la justicia resuelva

Menos de 24 horas después de que una familia del centro La Enseñanza de Logroño denunciara a un profesor de Infantil por presuntos tocamientos y amenazas a su hija de 4 años, la comunidad educativa del centro mostró ayer su cerrado apoyo al docente con una concentración en el paseo de la Constitución en la que defendieron su inocencia y exigieron su retorno al aula.

La de ayer fue una jornada intensa en el colegio Compañía de María. Arrancó a las 9 horas. Algo menos de medio centenar de personas respondió a la llamada de la Asociación de Promoción Gitana para solicitar el rápido esclarecimiento de los hechos. Francisco Gabarri, portavoz de la Federación 'Ezor-Roma-Fuerza Gitana' de La Rioja apelaba a la presunción de inocencia y solicitaba al centro que «mientras no se demuestre lo contrario, la mejor medida para este profesor es apartarlo por precaución».

Apenas media hora después, eran el director titular del centro, Félix Ruiz, y Ana Riva, presidenta de la APA, los que comparecían ante los medios de comunicación. El primero optó por la neutralidad, hizo un relato cronológico de los acontecimientos y apuntó que el docente «no está apartado» de las aulas y que hoy se reincorporará a la actividad del centro «en las tareas que se consideren oportunas». Destacó su «andadura intachable» durante 20 años y explicó que «lo ha negado todo». También, y en relación al padre de la denunciante, relató que «tiene prohibida su entrada en el centro desde el 23 de diciembre» después un incidente en un festival de villancicos en el que faltó al respeto al director de Primaria y a algún otro padre».

Ana Riva, presidenta de la APA del centro, fue más contundente. «Confiamos plenamente en el profesor, apoyamos al centro y exigimos la presunción de inocencia», dijo antes de reclamar «tranquilidad y respeto».

«Apoyo total» de 'sus' padres

Poco después eran los padres del aula en la que, presuntamente, sucedieron los hechos, los que enviaban un comunicado a la prensa: «El profesor cuenta con el apoyo TOTAL (con mayúsculas, en el original) de 25 familias de 26 que comprende el curso». Recalcaban su total confianza «en su labor como docente en el cuidado y formación de nuestros hijos», demandaban respeto a «la presunción de inocencia» y confiaban en que los hechos «no sean sometidos a un juicio público, sino por los cauces legalmente establecidos».

Pero el momento álgido llegó a las 17 horas. Coincidiendo con la salida de los alumnos del centro, un millar de personas se congregó en el Paseo de la Constitución con pancartas de respaldo al docente -«Todos con el profesor»- y cánticos de 'Todos somos él'. Además, cada vez que un profesor -todos con rostro serio y cargado de emoción- se acercaba a la puerta para entregar a los menores a sus padres, recibía una cerrada ovación.

Allí, antes de que los padres del aula afectada por la denuncia se reunieran con la dirección para solicitar que el docente regrese hoy a sus labores habituales en el aula, la presidenta de la APA reiteró su «total apoyo y confianza en el profesor y en el centro» y recordó que «el profesor es padre y hay menores afectados». Pedro Miguel Cordero, representante de los padres de segundo de Infantil, recordó que «hay 26 familias en esa clase y 25, de manera unánime, lo defendemos como docente y persona. Estamos hablando de un padre de familia muy afectado y también tenemos que proteger a una menor».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate