La Rioja

440 familias riojanas se benefician de las ayudas a la pobreza energética

Acorraladas por la crisis económica, miles de familias riojanas han sido lanzadas al infierno de la pobreza energética al no disponer de recursos para afrontar las facturas de luz, gas y agua.

El estudio 'Pobreza energética en España. Análisis de tendencias 2014' elaborado por la Asociación de Ciencias Ambientales (ACA), con la colaboración de la Obra Social la Caixa, la Fundación La Casa que Ahorra y Gest Solidaridad y el apoyo de la Fundación Conama, cifraba en unos 17.000 riojanos en la pobreza energética y otros 51.000 al borde de dicha situación. El drama también se refleja en la Encuesta sobre Condiciones de Vida elaborada anualmente por el INE, que en su edición del 2015, última disponible, calcula 9.417 hogares en la región que no pueden permitirse mantener la vivienda con una temperatura adecuada.

Aunque con lentitud, las administraciones públicas han reaccionado con nuevas políticas de protección -se acaba de ampliar de dos a cuatro meses el plazo para que las eléctricas puedan cortar el suministro eléctrico por impago en los hogares con elevado grado de vulnerabilidad y se prohibe la restricción del suministro a familias tuteladas por los Servicios Sociales, entre otras- y con el incremento de las partidas destinadas a ayudas.

El pasado año 440 familias riojanas, 301 de ellas con menores a su cargo, se beneficiaron de las ayudas contempladas por el Ejecutivo regional, que destina 300.000 euros -231.000 para ayuntamientos y 69.000 para mancomunidades de municipios-. Las subvenciones ascienden a un máximo de 120 euros por recibo y 400 por consumidor y año; pero si hay menores a cargo, los importes máximos se incrementan hasta los 175 y 500 euros.