La Rioja

La reserva de agua  en los tres pantanos riojanos sigue a la baja

La reserva de agua en los tres pantanos riojanos sigue a la baja

  • Mansilla, González Lacasa y Pajares albergan 23 hectómetros cúbicos, casi uno menos que hace siete días y muy lejos de los 39 acumulados un año atrás

Los tres embalses que

gestiona la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) en la comunidad -Mansilla, Pajares y González Lacasa- siguen bajo mínimos y a la espera de que llegue la ansiada lluvia y la nieve propia del invierno para llenar sus vacías 'panzas'. Si hace una semana Diario LA RIOJA exponía la difícil situación de nuestros pantanos, a día de ayer las circunstancias no sólo no han mejorado sino que, incluso, han empeorado un poquito más.

Los datos facilitados ayer por el órgano de la Cuenca indican que los tres embalses albergan en la actualidad solo 23 hectómetros cúbicos; es decir que han perdido casi un hectómetro respecto a lo que acumulaban la semana anterior. Si comparamos los datos con lo que ocurría un año atrás resulta que hay almacenados 16 hectómetros cúbicos menos. En aquella fecha la CHE indica que había 39 hectómetros, una cantidad que tampoco es para echar las campanas al vuelo dado que lo habitual en esta época del año es que alberguen más de 55, según la media histórica que maneja la propia CHE.

En la actualidad, Mansilla -en el Najerilla- tiene una reserva de 10 hectómetros cúbicos de agua y se encuentra al 15% de su capacidad, ha perdido un hectómetro respecto a hace una semana. En el inicio del invierno este pantano suele albergar 30,2 hectómetros.

Pajares, en el río Lumbreras, tiene en la actualidad 8 hectómetros cúbicos (23%), está peor que siete días atrás y muy alejado de sus 13,9 históricos que se registraron a finales de diciembre.

La misma escena se puede contemplar en el González Lacasa, en el Albercos, que, con 5 hectómetros cúbicos (15%), se queda lejos de su reserva habitual (10,7).