La Rioja

La prestación contributiva por el paro asciende a una media de 794,2 euros al mes en La Rioja

  • CCOO cifra en el 60% el peso del paro de larga duración sobre el desempleo total y avisa de que «vamos hacia una desigualdad crónica»

El secretario general de CCOO en La Rioja, Jorge Ruano, aseguró ayer que la comunidad «lidera el descenso de España del número de desempleados que reciben prestaciones, con una caída del 20%», y añadió que «el 45% de los parados no recibe ningún tipo de ayuda». Además, y sobre los que sí se benefician de una asistencia económica, alertó de que «sólo la mitad de los parados percibe la prestación contributiva» generada por sus cotizaciones cuando estaba trabajando, con un ingreso medio mensual de 794,2 euros, «y el otro 50% percibe subsidios».

El líder regional de CCOO realizó estas declaraciones durante una rueda en la que presentó los resultados del informe 'Mercado de trabajo y protección social' elaborado por la central con los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) del segundo trimestre. En su comparecencia estuvo acompañado por la responsable de Acción Sindical de CCOO en La Rioja, María Ángeles Alcalde, quien alertó de que «corremos el riesgo de ir hacia una desigualdad crónica». La disminución «constante» de las cuantías de las prestaciones contributivas, que el 27% de los contratos no supere una semana de duración (no se generan los derechos suficientes para ser beneficiarios del cobro del paro) y la reducción del importe de los subsidios en los casos de trabajo a tiempo parcial hacen que «la calidad de las prestaciones por desempleo no garantice unos ingresos mínimos para una vida digna».

Ruano explicó que «el paro de larga duración es uno de los problemas sociales más graves que tenemos porque el colectivo que se ve afectado cada vez tiene más dificultades para acceder al mercado del trabajo». Además, en su mayoría se trata de trabajadores con bajo nivel formativo, lo que unido a su edad (más de 45 años) hace que «sean rechazados por las empresas». En consecuencia «estamos creando una bolsa de gente que tiene muchos conocimientos, pero que no puede acceder a la formación reglada».

Por ello, CCOO insta a las administraciones a «jugar un papel muy importante para darles una oportunidad a estos trabajadores». Asimismo, considera «urgente» la reforma del sistema de protección por desempleo, y «la reformulación de las políticas activas de empleo para dirigir las subvenciones a orientación y formación a través de los servicios públicos de Empleo».

En este sentido, Ruano reiteró que «las acciones no se están impartiendo porque nadie es capaz de ejecutarlas». «En el 2012, el Gobierno expulsó a los agentes sociales, entidades locales y otras organizaciones, y dejó la formación al criterio del mercado y de las empresas privadas, pero llevamos dos años sin orientación porque no hay capacidad ni estructura para acometerla», dijo. «El Gobierno dice que la va a poner en marcha, pero la realidad es que no hay nada y que el dinero destinado a ello está sin ejecutarse», insistió.

«Contratan por el cheque»

También censuró que «el único plan del Ejecutivo para los desempleados jóvenes y mayores de 45 años, es meterles un cheque en el bolsillo», en relación a las subvenciones a la contratación. «No funciona porque lo único que hacemos es que los empresarios cambien a quien no tiene cheque por el que lo tiene», finalizó.