La Rioja

Los 1.635 niños de la zona de salud de Nájera llevan cinco meses sin pediatra

Los 1.635 niños de la zona de salud de Nájera llevan cinco meses sin pediatra
  • El especialista titular del centro de salud está de baja, el contratado a media jornada tiene otro destino y los niños son derivados a médicos de familia

Cuando cumplió quince días de vida le revisó un pediatra y dice su abuela que hasta hoy. Ahora tiene cuatro meses y estos días la enfermera del centro de salud de Nájera le ha puesto la vacuna que le corresponde. El crío anda raro, inapetente y hasta con alguna décima de fiebre. Puede que sean los síntomas habituales pero inquietan a la familia. Cualquiera en su lugar pediría cita con el pediatra asignado en la Seguridad Social pero en Nájera no pueden.

No pueden porque desde hace cinco meses no hay pediatras en servicio, de manera que son derivados a las consultas de los médicos de familia. Muchos padres -sobre todo los de los más pequeños- no están conformes con esta situación y los que pueden optan por desplazarse a Logroño en busca de una asistencia médica privada o, si el caso reviste cierta gravedad, acuden a las Urgencias del Hospital San Pedro.

La zona básica de salud de Nájera da servicio a 42 pueblos de la comarca y tiene adscritas 1.635 cartillas pediátricas (de 0 a 14 años). Por cupo, le corresponde un pediatra a tiempo completo y un segundo a media jornada. El problema es que el titular está de baja desde abril y al segundo le han ofrecido una jornada completa que, lógicamente, ha aceptado. Salud reconoce la contrariedad, que ha intentado paliar con otro médico de familia y un refuerzo específico, si bien se resguarda bajo el argumento del déficit general de pediatras en todo el país.

La respuesta, no obstante, no resulta satisfactoria para todos. Y las críticas no cesan. Hasta el alcalde, el socialista Jonás Olarte (al frente del tripartito PSOE-PR+-Alternativa Najerina) denunció sin éxito la precaria situación a mitad de julio, cuando se cumplían entonces tres meses sin asistencia especializada para los pequeños. Y desde aquel momento, nada más. Todo sigue igual. Y lo explica la abuela de este bebé: «Vamos al centro de salud y es la enfermera la que pesa al niño, le pone la vacuna... pero no hay pediatra. Hay un médico de refuerzo pero no es un especialista infantil, es un médico general que atiende a todo». «Al principio, -recuerda- desde Salud enviaron a un pediatra que venía dos veces por semana. Nos dijeron que era residente de último curso y sólo vino un mes». La abuela es reflejo del enfado general de los padres y agrega con desconsuelo que «estamos dispuestos a ir a donde sea con tal de que solucionen el problema».

Y aunque el asunto no es competencia municipal, hasta el Ayuntamiento han llegado las quejas vecinales que recoge su regidor Jonás Olarte «porque es un problema de todos». Explica que este asunto debería tratarse en el consejo de salud de zona, un órgano del que -según asegura- Nájera quedó fuera de la presidencia tras una votación y al que no ha sido convocado desde hace un año.