La Rioja

Los cruces de la polémica

Señalización de uno de los seis pasos a nivel situados en el término de Fuenmayor. :: sonia tercero
Señalización de uno de los seis pasos a nivel situados en el término de Fuenmayor. :: sonia tercero
  • La eliminación de los seis pasos en Fuenmayor alimentó la controversia política entre populares y socialistas en el Congreso en el 2014

La peligrosidad de los seis pasos a nivel sin barreras y sin señalizar que existen en el término de Fuenmayor, en los que se han registrado varios accidentes graves en los últimos años, llegó en marzo del 2014 al Congreso de los Diputados en Madrid.

El secretario general del PSOE riojano, César Luena, había presentado meses antes una proposición no de ley para instar a Adif a que acometiera una serie de obras e instalara mecanismos que redujeran el riesgo de la circulación férrea por estos cruces situados en caminos rurales muy transitados por los agricultores o por los paseantes y ciclistas del municipio.

Con ello, el también diputado nacional pretendía «hacer más fuerza» ante la solicitud que el Ayuntamiento de Fuenmayor había cursado ante la Delegación del Gobierno para que se pavimentase y acondicionase el firme en los seis pasos existentes, se dotase de señalización luminosa y acústica a los cuatro que no la tienen y que se indicase como de tránsito cortado un paso que se suprimió en el 2009. Esta petición se sustentaba en un acuerdo de pleno suscrito por todos los grupos con representación en el Consistorio fuenmayorense (PSOE, IU y PP).

Pese a esa unanimidad de los partidos en Fuenmayor, el asunto de los pasos a nivel desató la polémica y el cruce de acusaciones entre populares y socialistas. En la Cámara Baja, el Grupo Popular hizo valer su mayoría para impedir que prosperase la proposición del PSOE. Fue el único partido que votó en contra aquel 11 de marzo del 2014.

A la entonces diputada nacional del PP de La Rioja, Concepción Bravo, le tocó defender la postura de su grupo. Bravo justificó el 'no' de los populares porque, según dijo, los seis pasos a nivel situados en la jurisdicción de Fuenmayor cumplían la normativa vigente en aquellas fechas sobre protección y supresión de pasos a nivel. Sobre la petición de que se instalase en varios señalización luminosa y acústica, insistió en que, según la misma orden ministerial, ya contaban «con la protección establecida en función de sus características». Y en lo relativo al arreglo de los caminos agrícolas en los que se ubican, subrayó que su adecuación competía al Consistorio fuenmayorense.

Luena la acusó de «dar la espalda al pueblo de Fuenmayor» y de desaprovechar la oportunidad de «transformar el consenso del Ayuntamiento de Fuenmayor en un compromiso del Congreso». Bravo le contestó que durante las dos legislaturas de Rodríguez Zapatero tampoco se tomó «ninguna medida» respecto a los citados pasos.

Diario LA RIOJA contactó con el alcalde de Fuenmayor, el popular Alberto Peso, que eludió pronunciarse hasta conocer en detalle los términos de la supresión de los seis pasos a nivel en esta localidad.