La Rioja

Caras nuevas en la Universidad

El rector, Julio Rubio, durante la recepción a los nuevos alumnos de la UR ayer en el polideportivo del campus. :: juan marín
El rector, Julio Rubio, durante la recepción a los nuevos alumnos de la UR ayer en el polideportivo del campus. :: juan marín
  • El rector presenta ante los nuevos estudiantes la puesta en marcha de un servicio para atender casos de acoso y evitar «que los alumnos se aíslen»

  • La UR recibe al millar de nuevos alumnos que hoy inician su periplo universitario

Las 10 horas del 14 de septiembre del 2016. Esa ha sido la particular 'hora H' y 'día D' para un millar de jóvenes (y no tan jóvenes) que, en el pabellón deportivo de la Universidad de La Rioja, se han convertido en nuevos estudiantes universitarios. El primer paso de una larga carrera de fondo que les ha de llevar, dentro de cuatro años, a lanzar al aire el birrete y celebrar su graduación.

Ayer, los rostros de quienes aterrizan en la Universidad de La Rioja reflejaban una mezcla de nervios, ilusión y sorpresa. Buscaban caras conocidas en las abarrotadas gradas del pabellón universitario. Antes, en los accesos a la instalación, las dudas aún eran muchas, empezando por las más básicas: «Creo que sí que sé cuál es mi edificio», le confesaba en un tono nada convencido una joven a otra mientras esperaban su turno para acceder al recinto.

«Aquí tenéis vuestro manual de supervivencia», decía una trabajador de la UR a modo de bienvenida a quienes entraban en el polideportivo. Una especie de guía rápida de presentación de la Universidad de La Rioja y de todos sus servicios que, unos metros más allá, se completaba con una bolsa que cerraba el 'kit' de bienvenida.

Con algo más de un cuarto de hora de retraso el vicerrector de Estudiantes, Rubén Fernández, tomaba la palabra y llevaba el silencio al polideportivo para, en una breve presentación, agradecer la confianza depositada por los estudiantes en la UR: «Somos una universidad pequeña pero cercana y afable. Gracias por elegirnos».

Julio Rubio, por su parte, fue más intenso. Explicó, a grandes trazos, cómo funciona la UR, cuál es el protocolo que deben seguir en caso de tener algún problema y se puso a su disposición. Todo antes de, por un lado, recordarles que son becarios de la sociedad: «Pagáis el 12 por ciento, más o menos, de lo que cuestan vuestros estudios. La sociedad está financiando vuestros estudios, la sociedad está invirtiendo en vosotros, esa es la grandeza de la universidad pública», les dijo antes de ponerles dos tareas: «Estudiad y mejorad la universidad».

Entre las novedades, Julio Rubio -que también se estrenaba en un inicio de curso- explicó que se ha puesto en marcha el servicio 'URAtiende', una vía para hacer frente a «cuestiones de acoso, psicológicas, gente que tiene problemas en casa... Algo que desde el punto de vista administrativo no se puede atender» y que ahora se intenta encauzar a través del correo uratiende@unirioja.es y del teléfono 941 299 103. «No dejéis que nadie se aísle», conminó el rector a los ya nuevos estudiantes universitarios.