Paso libre a la estrella de la tele

A diferencia de Navalni, la glamurosa presentadora televisiva Ksenia Sobchak sí ha logrado la admisión de su candidatura ante la Comisión Electoral. Ahora tendrá que recoger 300.000 firmas será un trámite y no habrá dificultades: al Kremlin no le interesa ahora seguir excluyendo adversarios.

En realidad todo va a depender de lo que indiquen los sondeos en los próximos meses. Si la intención de voto a favor de Sobchak creciera de forma alarmante, algo poco probable, el Kremlin se las arreglaría para neutralizarla.

Ksenia es hija del carismático y ya fallecido exalcalde de San Petersburgo Anatoli Sobchak, el hombre que dio trabajo entonces a Putin en el Consistorio. Muy famosa por su trabajos en televisiónm la llaman la 'Paris Hilton rusa'. Ha defensido el derecho de Navalni a ser candidato y anunció que si él era admitido, ella se retiraría.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos