Mueren cuatro niños al arrollar un tren a un autobús en Francia

Varios testigos aseguran que el autocar, que transportaba a alumnos de entre 8 y 15 años, cruzó una paso a nivel con las barreras bajadas

R. C. PERPIÑAN.

Cuatro niños perdieron ayer y otras once personas resultaron heridas graves víctimas de la colisión de un autobús de transporte escolar con un tren cerca de la localidad Perpiñán, en el sureste de Francia, cerca de la frontera con Cataluña, según informó anoche el primer ministro, Edouard Philippe, desde el municipio de Millas, en el que se produjeron los hechos a las 16:06 horas en un paso a nivel con barrera de la localidad.

Philippe, que habló de un «drama terrible», señaló que las causas del accidente están «por determinar», para lo que se han abierto dos investigaciones, una judicial y otra administrativa. El primer ministro señaló que todos los heridos habían sido trasladados a diversos centros hospitalarios de la región y pidió respeto para los familiares, que fueron agrupados en el colegio de Millas desde el que había partido el autobús al final de la jornada escolar.

Agregó que los familiares sufrían «una situación de gran angustia» porque tanto las víctimas mortales como algunos de los heridos no pudieron ser identificadas con facilidad. Visiblemente afectado, Philippe aseguró que la prioridad pasa por identificar a los fallecidos y aseguró que se pondrá al servicio de los familiares el apoyo psicológico que sea necesario.

Las imágenes mostradas por algunos medios locales mostraron que el autobús quedó partido en dos tras la colisión con el tren. La empresa pública de ferrocarriles SNCF indicó que el convoy circulaba a unos ochenta kilómetros por hora, la velocidad normal en ese tramo, y que varios testigos apuntan a que las barreras estaban bajadas. La unidad afectada, un regional, unía las localidades de Perpiñán, capital del departamento, con Villefranche de Conflent.

En el autobús viajaban unos veinticinco niños de entre 8 y 15 años, mientras el tren transportaba a una veintena de pasajeros, aunque ninguno de ellos figuraba entre los fallecidos ni entre los heridos graves.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos