La Rioja

Rusia supervisa la evacuación del último bastión opositor de Homs

Los primeros autobuses con combatientes y sus familias abandonaron Wael, el último distrito de la ciudad de Homs que quedaba en manos opositoras. La operación puede durar semanas y está supervisada directamente por el Ejército ruso, que ha desplegado un centenar de hombres para garantizar que Gobierno y oposición cumplen lo acordado. El final de esta operación conlleva que la totalidad de la ciudad Homs, bautizada en 2011 como «capital de la revolución», quede en manos de las autoridades de Damasco. En sus momentos de mayor fuerza los opositores llegaron a controlar 17 de los 36 barrios de Homs.

Como ocurrió en diciembre en la parte este de Alepo, la provincia de Idlib es el destino final de los grupos armados. La lucha en el centro de Homs concluyó en 2014, pero en Wael se mantenía un foco de resistencia que finalmente ha seguido los pasos del resto de distritos después de meses de cerco e intensos bombardeos. El Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH) elevó a 12.000 el número de personas que saldrán en los próximos días, entre ellas 2.500 combatientes. Este tipo de acuerdos puntuales entre Gobierno y grupos opositores se ha convertido en la estrategia habitual para acabar con los choques armados en las zonas urbanas de todo el país.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate