La Rioja

Hollande, bajo el volcán de 'Barba Roja'

  • El presidente francés intenta sofocar el incendio en los suburbios, avivado por nuevas acusaciones de abusos policiales

El presidente francés, François Hollande, y su Gobierno tratan de sofocar el incendio provocado en los suburbios de París por el 'caso Théo', el joven negro hospitalizado con desgarro anal tras ser detenido por cuatro policías en Aulnay-sous-Bois. El agente inculpado de violación por esos hechos es investigado también por la paliza propinada días antes a otro joven negro vecino del mismo municipio, donde lo conocen como 'Barba Roja'. El comisario jefe del cuarteto imputado por violencias en grupo tiene antecedentes por haber encubierto hace años a los subordinados que amenazaron a un detenido con sodomizarlo. Las coincidencias reavivan el brasero.

Las violentas andanzas de 'Barba Roja' y los suyos han colocado a Francia al borde del volcán de la explosión suburbial a menos de diez semanas de las elecciones presidenciales. Desde que una porra policial seccionó el 2 de febrero el esfínter de Théo, al que se ha implantado un ano artificial, ya se han practicado más de cien arrestos por disturbios en los que los alborotadores han quemado dos centenares de vehículos y 160 contenedores, además de causar destrozos en comisarías, locales y mobiliario urbano. Solo en la noche del domingo al lunes hubo 50 incidentes en una treintena de localidades del área metropolitana de París.

«Policías violadores, asesinos», gritó ayer una vecina al paso de Hollande por una calle de Aubervilliers, otro de esos municipios multiétnicos que votaron en masa a su favor hace cinco años. El presidente socialista expresó el deseo de que «se haga justicia» y pidió respeto «sin el que no hay vida en común». «No se puede aceptar el vandalismo a causa de un drama que yo mismo denuncié», dijo el gobernante, que visitó a Théo en su lecho de hospital, un gesto potente y excepcional. El diario 'Le Figaro' recordaba que el jefe del Estado no acudió a ver a los policías con graves quemaduras por un ataque con cócteles molotov el pasado 8 de octubre.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate