La Rioja

Boko Haram libera a 21 de las alumnas raptadas en Nigeria

La liberación por Boko Haram de 21 de las 219 estudiantes secuestradas en Chibok hace más de dos años ha sacudido a la opinión pública nigeriana, que ha permanecido escéptica ante posible resolución favorable de este rapto. El Gobierno anunció ayer que las jóvenes habían sido recogidas en Banki, en el nororiental estado de Borno, y que, tras escala en la ciudad de Maiduguri, volarían hacia Abuja, la capital federal, donde previsiblemente se reunirán con el vicepresidente Yemi Osinbajo y serán presentadas hoy ante los medios. Al parecer, 18 de las muchachas llevan bebés nacidos durante su cautiverio.

El desenlace ha sido fruto de conversaciones entre la Administración y la milicia radical con la intermediación del Comité Internacional de Cruz Roja y el Gobierno suizo, según Mallam Garba Shehu, portavoz del presidente. Por su parte, el ministro de Información, Lai Mohammed, ha negado la liberación de las jóvenes como una condición para la salida de la cárcel de cuatro comandantes de la banda yihadista. También representantes de la organización humanitaria han negado su participación.

La aparición de este nuevo contingente de estudiantes tuvo su precedente en el hallazgo el pasado mayo de Amina Ali Nkeki, la primera de las cautivas. Hace un par de meses, los insurgentes publicaron un vídeo con 50 rehenes y anunciaban que varias habían perecido en los ataques de la aviación gubernamental o que 40 habían contraído matrimonio con guerrilleros. En la grabación, un encapuchado proponía su canje por líderes en prisión.

La captura de 219 estudiantes en la escuela fenemina de Chibok, al norte del país, se produjo el 14 de abril de 2014, en plena atmósfera de terror por el acoso de los insurrectos, la rápida toma de poblaciones y la proliferación de atentados indiscriminados en los núcleos urbanos.