La Rioja

Macri inaugura un 'mini Davos' en Buenos Aires para dinamizar la economía del país

En un esfuerzo orientado a atraer capitales para dinamizar la economía, el presidente de Argentina, Mauricio Macri, inauguró ayer en Buenos Aires el primer Foro de Inversión y Negocios, bautizado por los organizadores como un 'mini Davos', en alusión al famoso evento suizo. En la apertura hubo más de 1.600 empresarios locales y extranjeros de 67 países. «Este Gobierno está para ayudarlos», les ofreció Macri y aseguró que su Ejecutivo «tiene el desarrollo como norte». «Espero que todos ustedes sean parte de esta etapa maravillosa», auguró.

El mandatario llegó al poder en diciembre y desde entonces la economía argentina no da señales de reactivarse sino todo lo contrario. La actividad cae y crecen la pobreza y el desempleo. La inflación, lejos de reducirse, se aceleró en los primeros meses tras una brusca devaluación a finales de 2015. El acuerdo con los acreedores externos tampoco se tradujo en la «lluvia de inversiones» que había prometido el ministro de Hacienda, Alfonso Prat Gay.

«Ya empezamos a someter la inflación», anunció Macri a la audiencia, reunida en el Centro Cultural Kirchner. El mandatario aludió así al descenso del índice de inflación en agosto, atribuido al freno judicial al brutal incremento de tarifas de servicios públicos que sigue atascado.