La Rioja

Austria retrasa la repetición de la segunda vuelta electoral

El ministro del Interior de Austria, Wolfgang Sobotka. :: efe
El ministro del Interior de Austria, Wolfgang Sobotka. :: efe

berlín. Un fallo técnico ha obligado a posponer las elecciones a la presidencia de Austria previstas para el 2 de octubre, cuya repetición ordenó el Tribunal Constitucional del país ante las irregularidades registradas en el recuento del voto por correo en la segunda vuelta de los comicios celebrada el 22 de mayo. El ministro austríaco del Interior, Wolfgang Sobotka, se vió obligado a anunciar el aplazamiento de las elecciones porque los sobres para el voto no pegan y al abrirse se invalidan.

Para los medios digitales locales el asunto es un «papelón», una «vergüenza» y un «fracaso democrático-político» que convierte a Austria en el hazmerreír de Europa. «Creo que si desarrollamos el proceso de manera tan transparente como hasta ahora demostramos que Austria es un moderno estado de derecho al mas alto nivel», afirmó Sobotka al ser preguntado si su país no estaba haciendo de nuevo el ridículo.

La noche electoral del 22 de junio el candidato del populista, euroescéptico y xenófobo Partido Liberal Austríaco (FPOE), Nobert Hofer, parecía el ganador de la segunda vuelta al imponerse a su rival, el verde Alexander van der Bellen. Sin embargo, al día siguiente y tras el recuento de los 800.000 sufragios por correo, el resultado dio un giro de 180 grados y Van der Bellen acabó imponiéndose por 31.000 votos. Los liberales impugnaron la votación ante las irregularidades al contar el voto por correo, que en muchos colegios se realizó la misma noche electoral sin esperar, como exige la ley, a hacerlo al día siguiente. El 1 de julio, el Tribunal Constitucional austríaco aceptó la impugnación y ordenó repetir la votación.

Entretanto, Hofer denuncia que tras el fallo en la producción de los sobres de votación hay una conspiración de sus oponentes y afirma que las autoridades no son capaces de organizar unas elecciones. Su rival, Van der Bellen, reconoció que el fallo técnico es un engorro, pero se lo tomó con humor y afirmó que la campaña austríaca supera a la de EE UU.

El ministro del Interior explicó que los sobres encargados a una empresa privada se abrían solos. Es por ello que se retirarán todos y se ha ordenado a la imprenta estatal la producción urgente de nuevos envoltorios. Tras reconocer que el aplazamiento de la elección supondrá un gasto suplementario de unos dos millones de euros, Sobotka anunció que participarán también todos los mayores de 16 años que hayan alcanzado la mayoría de edad electoral hasta la fecha del nuevo llamamiento a las urnas y que el recuento del voto por correo se celebrará la misma noche electoral.