Los sindicatos dan ya por «muerto» el pacto salarial para este año

Culpan a la patronal del «no acuerdo» y amenazan con un «otoño difícil» de movilizaciones a favor de subir sueldos

LUCÍA PALACIOS

MADRID. «No habrá pacto salarial en 2017». Así de rotundos se mostraron ayer los sindicatos en un comunicado conjunto enviado un día después de que la patronal hiciera oficial su tercera propuesta. En ella la CEOE mejoraba el mínimo de incremento del 1% al 1,2%, pero dejando el máximo en un 2,5% y negándose a incluir una cláusula vinculada a la inflación para que los sueldos no pierdan poder adquisitivo.

«El acuerdo de negociación colectiva está muerto», avanzó unas horas antes el secretario general de UGT, Pepe Álvarez, quien acusó a la CEOE de «descolgarse» y exhibir una oferta postrera que, en realidad, ya habían pactado hace tres meses, a falta solo de acordar la «irrenunciable cláusula de revisión salarial». «No hay un último esfuerzo», criticó el dirigente sindical.

Esa cláusula se había convertido en la línea roja para unos y otros. Para los sindicatos tenía más «un valor conceptual y práctico», pues su propuesta era que se activara solo si la inflación superaba el 2%, algo improbable. Pero la patronal no le veía «sentido» puesto que ya habían ido desapareciendo en los últimos años.

Así, diez meses después del inicio de las negociaciones (la primera reunión fue el 22 de septiembre pasado), UGT y CC OO criticaron las «pocas ganas» con las que las patronales comenzaron las conversaciones para terminar «sin ninguna». «CEOE y CEPYME -señalaron en un comunicado- han sido incapaces de reconocer la necesidad de trasladar a las rentas salariales la recuperación de la economía española y de las empresas para avanzar hacia un modelo más justo de relaciones laborales y de salida de la crisis».

Las centrales sindicales querían que, tras «seis años de pérdida de la capacidad de compra de los salarios», el incremento fuera de entre el 1,8% y el 3% para «mejorar sustancialmente» los sueldos, además de «por justicia social y porque impulsará la actividad». Por eso consideran «una falta de respeto», tanto al diálogo social como a los millones de trabajadores pendientes de actualizar el convenio, el resultado final de «este largo e irregular proceso».

Ante este fracaso, anunciaron un otoño «difícil» y amenazaron con convocar «una amplia campaña de información y movilización en defensa del salario, el empleo de calidad y la protección social».

Trabajar para el 2018

No obstante, empresarios y representantes de los trabajadores han venido restando importancia desde hace semanas a la posibilidad de no llegar a un acuerdo, puesto que los convenios se siguen firmando. Incluso los más importantes con incrementos destacados, como el de la construcción con una subida del 1,9%, o los sectores del gran consumo y los seguros (2,5% ambos).

Por eso UGT y CC OO invitan ya a pensar en 2018 y emplazan a la patronal a hablar en septiembre, sobre retribuciones pero también del «conjunto del sistema de relaciones laborales». La duda es si volverá a negociarse un pacto salarial -este año es, junto con 2009, la segunda vez que no hay acuerdo desde 2001-, pues la CEOE pretende sacarlo fuera de este marco general de diálogo.

Más

Fotos

Vídeos