Los principales consejos para reducir antes de finalizar el año la próxima factura del IRPF

Varios funcionarios de Hacienda atienden al público en la delegación de la Agencia Tributaria de Córdoba. :: rafael carmona/
Varios funcionarios de Hacienda atienden al público en la delegación de la Agencia Tributaria de Córdoba. :: rafael carmona

Reinvertir en la vivienda habitual o aportar al plan de pensiones, algunas formas de optimizar el resultado de la declaración de Renta

D. VALERA MADRID.

Una gran parte de los contribuyentes aguardan todos los años el inicio de la campaña de Renta para que Hacienda les devuelva las retenciones de más. Sin embargo, para lograr un mayor ahorro fiscal en esa declaración del IRPF, hay una serie de recomendaciones a tener en cuenta antes de que finalice 2017 y que pueden aliviar el resultado cuando llegue la campaña tributaria de 2018. Estos son algunos de los principales consejos que señalan desde el Consejo General de Economistas Reaf-Regaf.

Trabajo

Algunas de las medidas tienen que ver con la relación laboral. Por ejemplo, cambiar su contrato para cobrar parte de su remuneración en especie por conceptos que no tributan, como son la tarjeta restaurante, la tarjeta de transporte, el vale guardería o un seguro médico. Es más, en este último caso, si extiende la cobertura de esa póliza a su cónyuge e hijos podrá beneficiarse de una exención de hasta 500 euros para cada una de las personas aseguradas.

Despido

Si por desgracia su empresa le ha despedido, debe recordar que la indemnización percibida está exenta de tributación hasta los 180.000 euros, salvo que la relación contractual fuese mercantil, en cuyo caso sí que deberá tributar en su totalidad. También es importante señalar que si en el plazo de tres años la compañía de la que había sido despedido o una vinculada a ella le vuelve a contratar, la exención por la indemnización cobrada se cancela y deberá presentar una declaración complementaria para tributar por ella.

Por otra parte, si tras quedarse sin trabajo tiene derecho a cobrar una prestación por desempleo, pero su intención es poner en marcha una actividad económica, lo más beneficioso es solicitar el cobro de esa ayuda en la modalidad de pago único. De esta forma evitará tributar por ella siempre y cuando esa actividad económica iniciada no cese durante los cinco años siguientes.

Ayudas

Uno de los recordatorios más importantes que hacen desde el Consejo de Economistas es que todas las ayudas percibidas durante 2017 tributarán, salvo que la ley especifique lo contrario. Esto significa que algunas de las subvenciones más populares, como los importes recibidos para incentivar el cambio de vehículo como el Plan PIVE o el MOVEA (para adquirir vehículos menos contaminantes) deben tributar por la cuantía de la ayuda.

Asimismo, si ha recibido la prestación por maternidad de la Seguridad Social, el criterio de Hacienda consiste en considerarla una renta no exenta y por tanto debe tributar por ella en el IRPF. Este concepto está en el centro de la polémica porque algunos tribunales han dictado sentencias en sentido contrario y consideran que está exento. Sin embargo, ante la disparidad de criterios deberá ser el Tribunal Supremo el que tenga la última palabra.

Vivienda

Si vendió su vivienda habitual este año y con la operación obtuvo una ganancia patrimonial, deberá tributar por ella. Sin embargo, existe la posibilidad de reinvertir ese importe en la adquisición de otra vivienda habitual para no tributar por dicha renta. En cualquier caso, esa operación debe hacerse en un máximo de dos años, de tal forma que si no lo lleva a cabo en 2017 debe comunicar en la declaración de Renta su intención de hacerlo al siguiente curso. Asimismo, si compró su vivienda habitual antes de 2013 y se dedujo por ella, puede seguir haciéndolo. Por otra parte, si vive de alquiler desde antes de 2015 y se ha deducido por este concepto, puede aprovechar el régimen transitorio de la deducción por alquiler de vivienda habitual.

Mayores de 65

Si vende una vivienda que no es la habitual, o cualquier otro bien y tiene más de 65 años, no tributará por la ganancia patrimonial hasta un máximo de 240.000 euros si constituye con el importe obtenido una renta vitalicia.

Planes de pensiones

Uno de los consejos más repetidos para lograr un ahorro fiscal es aprovechar la parte final del año para realizar una aportación al plan de pensiones para reducirse la base imponible en el IRPF. El límite de la aportación está en 8.000 euros. Por último, si se jubiló en 2015 y no rescató el fondo de pensiones en forma de capital, si quiere aprovechar la reducción del 40% solo tiene de plazo hasta el 31 de diciembre.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos