Del envoltorio tradicional al envase de diseño al servicio del producto

Del envoltorio tradicional al envase de diseño al servicio del producto

El V Foro de Packaging analizó la profunda transformación del envasado del vino en la sociedad | El encuentro de la Ader y el Club de Marketing reflexionó sobre cómo el diseño puede ayudar a vender mejor el vino en relación a su calidad

Sergio Moreno Laya
SERGIO MORENO LAYALogroño

Lo dijo Ignacio Blanco, presidente del Club de Marketing de La Rioja, durante la presentación de este 'Foro de Packaging en el vino' celebrado esta misma semana en Logroño: «En el pasado el vino era un producto que iba a dirigido a un público muy concreto y estructurado en categorías que iban desde las más selectas a las más económicas. Hoy, en cambio, es un producto con un mercado mucho más amplio demandado por un público más heterogéneo y con formas de vidas cada vez más dispares entre sí». Ignacio Blanco fijó de esta forma el debate que posteriormente desarrollaron y ampliaron tres expertos en la materia (el viticultor Álvaro Palacios; el experto en comunicación, Albert Martínez López-Amor; y el director de la revista Gráffica, Víctor Palau) en una tarde de trabajo a partir de una mesa redonda moderada por el periodista Chus del Río, director en Digital Branded Content y consultor y fundador de nuevecuatrouno.com.

Leer más

Más de cuatro horas de debate con el diseño como pivote central. Tal y como explicó Javier Ureña, gerente de la Ader, «el diseño es una herramienta estratégica para promover la competitividad de las empresas riojanas», y esto es «especialmente significativo en una estructura económica como la que tenemos en donde gran parte de los productos que hacemos en La Rioja están muy orientados al consumo final». Javier Ureña precisó que «en un contexto como el que nos aporta la globalización de exceso de oferta, todo aquello que nos permita diferenciar nuestros productos y darles más valor y que el cliente lo reconozca, sin duda va a tener incidencia para el comportamiento de nuestras empresas en este escenario, y sucesivamente en esta cadena que nos permitirá generar más empleo, que es el gran objetivo que tenemos como gobierno».

«El diseño es una herramienta estratégica para promover la competitivad» Javier Ureña | Gerente de la Ader

«En un entorno tan competitivo no es suficiente con ser bueno, hay que demostrarlo» Ignacio Blanco | Presidente del Club de Marketing

La Ader y el Club de Marketing organizaron por quinto año consecutivo un encuentro sobre diseño centrado en el ámbito del packaging que es como se denomina actualmente a lo que no hace mucho tiempo se reconocía como envoltorio de un producto.

Era envoltorio cuando uno de los viticultores más importantes del país, el riojano Álvaro Palacios, desarrolló él mismo las primeras etiquetas de sus vinos. Entonces era envoltorio. «No teníamos recursos para contratar a un diseñador, así que la necesidad agudiza el ingenio y me diseñé mis primeras etiquetas», explicó a los asistentes a esta mesa redonda que llenaron la sala principal del Espacio Lagares.

Años después, el envoltorio ha pasado a ser packaging también para Álvaro Palacios. «La gente hemos creído en los diseñadores, y es una gran noticia», pero existen problemas, «por lo que debemos organizar todo esto». Se refiere al uso y al abuso de «colorines y tipografías raras». Palacios indicó que «hay que decorar, pero quizás con un poco menos de fantasía», sobre todo para los vinos de más alta gama.

La diferenciación del producto a través del uso del diseño como principal reflexión de una jornada abierta a todos que permitió pasar del envoltorio al packaging para en el minuto 31 de la mesa redonda apuntar hacia la superación de este anglicismo. «Prefiero hablar de presentación visual del vino, más que de packaging que creo se aproxima más al aspecto físico de la cuestión», señaló el experto Albert Martínez.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos