La banca aleja la posibilidad de una subida de tipos a medio plazo

Las cinco grandes entidades concentran ya un 70% del mercado en España, frente al 49% que poseían hace una década, antes de la crisis

JOSÉ M. CAMARERO

MADRID. El presidente de la Asociación Española de Banca (AEB), José María Roldán, echó ayer un jarro de agua fría sobre las entidades financieras al anticipar que la ansiada subida de tipos que espera el sector no llegará tan pronto como podía parecer. Roldán aconsejó a las entidades «no confiar en exceso en que un incremento de los tipos de referencia resolverá el problema de la rentabilidad». Porque ese alza, de la que se viene especulando en las últimas semanas, «se aleja cada vez más en el horizonte temporal».

El actual no es el mejor escenario para una banca que tiene que lidiar con los tipos en negativo y que aspira a que a finales de año el BCE reduzca el apoyo monetario a la compra de deuda, para comenzar a subir los tipos en 2019. Roldán admitió que existe «temor» entre las autoridades al subir los intereses porque pueden «provocar serias alteraciones en los mercados y en el crecimiento de la economía». El presidente de la patronal aconsejó a la banca «adaptarse al ritmo de normalización monetaria que marquen las autoridades, que van a estar muy pendientes de no poner en riesgo la recuperación».

Así l indicó ayer en el XXV Encuentro Financiero Deloitte-ABC, en el que se encontraban los principales ejecutivos del sector, quienes trataron, entre otros asuntos, de la competencia a la que tienen que hacer frente por las nuevas tecnologías. En cualquier caso, el grado de concentración de la banca española es uno de los más elevados de Europa. Entre los cinco grandes grupos (Santander, BBVA, CaixaBank, Sabadell y Bankia) tienen en sus manos un 70% del mercado nacional, frente al 49% que poseían antes de que llegara la crisis, en 2008. Si se tiene en cuenta el negocio extranjero, la cuota supera el 81%.

En esta década, el número de oficinas se ha reducido un 40%, y el de empleados ha caído un 32%, mientras que la lista de entidades ha pasado de 122 a apenas 65, según el último informe del Banco de España.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos