La Autoridad Fiscal critica la flexibilización de la regla de gasto para las comunidades

El presidente de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), José Luis Escrivá. :: zipi / efe/
El presidente de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), José Luis Escrivá. :: zipi / efe

Pide al Gobierno que deje de «parchear» esta norma y fije criterios claros, al tiempo que ve «factible» cumplir el déficit autonómico

D. VALERA MADRID.

La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) criticó ayer con dureza la flexibilización de la regla de gasto para las comunidades autónomas contemplada en los Presupuestos de 2018. De hecho, el organismo advirtió de que los requisitos que Hacienda exige a las regiones para poder acogerse a esta medida suavizada son menores respecto a los que pide a los ayuntamientos para beneficiarse de una aplicación menos estricta. En este sentido, el informe del organismo fiscalizador sobre la evaluación de los presupuestos autonómicos publicado ayer alerta de que hasta 13 regiones están en riesgo de incumplir en 2018 este objetivo.

Hasta ahora reducir el déficit ha sido la principal obsesión del Gobierno y el examen más importante para las distintas administraciones. Sin embargo, según se reduce este agujero fiscal cobra más importancia la regla de gasto, una normativa contemplada también en la ley de estabilidad que limita el aumento del gasto de las administraciones hasta un porcentaje establecido por el Ejecutivo -vinculado con el crecimiento potencial de la economía- aunque exista un superávit mayor. Para 2018 ese límite se fija en el 2,4%.

Por ese motivo, la Autoridad Fiscal recuerda que la regla de gasto «es el instrumento principal para seguir reduciendo el déficit» una vez las administraciones se acercan al equilibrio presupuestario o al superávit (como ya ocurre con los ayuntamientos). En este sentido, la Autoridad Fiscal estima que el gasto de las comunidades se elevará este año un 3%, lo que supone seis décimas más que el límite fijado por la regla de gasto. Por tanto, el organismo que dirige José Luis Escrivá pone el foco en el «riesgo alto de incumplimiento» de esta normativa en tres comunidades (Andalucía, Baleares y Madrid). Pero también estima que hay un «riesgo moderado de incumplimiento» en otras diez autonomías (Asturias, Cantabria, Castilla-La Mancha, Cataluña, Extremadura, Galicia, Murcia, Navarra, País Vasco y Comunidad Valenciana).

Pero la AIReF va más allá y critica las constantes modificaciones de la regla de gasto a través de los Presupuestos. «Hay tres reglas de gasto, una para cada administración», lamentan fuentes del organismo. En este sentido, desde la institución admiten que hay un «problema con la definición» de esta normativa y consideran que desde el Gobierno se está «parcheando» con cambios cada año. «La impresión es que tenemos una regla de gasto que presenta deficiencias», explican desde el organismo. Por tanto, piden a Hacienda que proporcione una definición «clara» de esta norma para mejorar su transparencia y ayudar a las administraciones a cumplirla.

Inversiones sostenibles

Precisamente, la Autoridad Fiscal critica los escasos requisitos que Hacienda exige a las comunidades para acogerse a la flexibilización de la regla de gasto contemplada en los Presupuestos de 2018 y que permitirá a las comunidades que lograran un superávit en 2017 y cumplieran la regla de gasto reutilizar gran parte de ese saldo positivo en las inversiones financieramente sostenibles (un desembolso que no computa en el cálculo de la regla de gasto). Sin embargo, a diferencia de lo que ocurre con los ayuntamientos, no se tiene en cuenta el nivel de deuda autonómico, que está muy lejos de cumplir el objetivo del 13% (la Autoridad Fiscal estima que no se conseguirá antes de 2036).

Pero no todo son aspectos negativos. La AIReF se muestra más positiva a la hora de valorar el déficit autonómico. En concreto, el organismo considera probable alcanzar el objetivo del 0,4% fijado para este año gracias al mejor cierre de 2017 y a una evolución más positiva de la previsión de impuestos propios, que aumentarán un 4%. A esto deben sumarse las mayores transferencias del Estado procedentes del sistema de financiación.

De hecho, el informe concluye que no serán necesarios «ajustes» para cumplir ese límite. Es más, la Autoridad Fiscal estima que si se aplicara la regla de gasto de forma estricta las comunidades podrían cerrar el déficit en el 0,2%. Precisamente, esa es la cifra que el Gobierno transmitió a Bruselas en un comunicado remitido la semana pasada. Si se analiza las comunidades individualmente, la AIReF considera que es factible cumplir con el déficit para la mayoría de las regiones y sólo considera «muy improbable» el objetivo para Murcia e «improbable» para Extremadura y Valencia.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos