La Rioja

TORNEO DE PAREJAS

Y Olaizola II cogió su fusil

Y Olaizola II cogió su fusil
  • El de Goizueta, tras una primera mitad más defensiva, decidió el choque con la gran ayuda de Untoria

  • El navarro y el riojano se jugarán el pase a la final en la última jornada contra la pareja de zurdos, Irribarria y Rezusta

Tarde importante ayer en el Labrit y eso se palpaba en el ambiente. No se podía fallar. Dos parejas necesitadas y premio sólo para una de ellas. Olaizola II y Untoria se llevaron el premio y llegan a la última jornada con opciones de meterse en la gran final .

Comenzó el partido según lo anunciado por los protagonistas en la previa. Primera pelota franca de Elezkano: tanto al rincón. Primera pelota limpia para Aimar: gancho milimétrico que muere en el pico del frontón.

Luego llegó un tanto de Untoria que cruzó bien atrás y Zabaleta no devolvió. Buenas sensaciones para el riojano.

Dos parciales de 3-0 para cada pareja llevó el electrónico a 5-5. Destacó en esta fase Untoria por las grandes defensas que realizó, tanto en el rincón como atrás.

De nuevo se fueron colorados (7-5) y de nuevo llegaron azules (7-7 y 8-8). Y con la inercia se marcharon 8-11 gracias al dominio de Zabaleta en los cuadros de atrás. Y no es que el partido se estuviera rompiendo por Untoria, que ayer estuvo a un gran nivel, pero Elezkano aprovechó muy bien el trabajo de su compañero (8-11). El de Zarátamo tenía ayer la derecha tocada y se notó.

Con dos fallos de Elezkano y uno de Zabaleta obligado por Olaizola además de un error del de Goizueta se llegó al primer descanso con mínima ventaja de azules.

Salieron de la silla los cuatro protagonistas sabiendo que llegaba el primer momento clave del partido. Primero se apunta (entre el tanto 12 y 18) y luego se dispara (del 18 al 22). Se trataba pues de coger el arma y centrar e disparo lo más certero posible.

Golpe definitivo

Y si alguien sabe de apuntar ese es Olaizola, hasta ese momento muy poco certero, más centrado en labores defensivas. Pero los tantos fueron cayendo de gancho (13-12), al rincón (14-13), de nuevo gancho (15-13), dos saques-remates (17-13) y un error de Zabaleta atrás muy forzado por un pelotazo de Olaizola II (18-13).

Sólo un error del propio delantero de Asegarce evitó que la tacada fuera perfecta.

Elezkano cortó de volea la inercia colorada. Un muñecazo violento lanzando el brazo hacia adelante, marca de la casa (18-14). Pero Olaizola había aprendido la lección de la semana pasada: al enemigo ni agua. Así que aprovechó una gran defensa de Untoria para terminar el tanto (19-14) y acercarse un poco más al triunfo.

Un paso sigue a otro paso. El siguiente fue de gancho, ya con el viento a favor (20-14).

Pega uno, pega otro. Elezkano se quitó de encima una pelota que le caía muerta y dibujó un golpe violento que atropelló a Olaizola (20-15).

Y de nuevo una buena defensa de Álvaro bien aprovechada por Olaizola con una paradita al rincón (21-15). Casi estaba.

La puntilla final fue de saque. Zabaleta no acertó a llevar el último pelotazo del partido. Victoria de raza, de fe, de supervivencia de Olaizola II y Untoria que llegan a la última jornada con vida. Los zurdos, Irribarria y Rezusta, les esperan.

Salaverri, a la final

En el partido que cerró la tarde ayer en el Labrit se decidía la identidad del segundo finalista del torneo de Promoción. Peña II e Ibai Zabala -que sustituía al riojano Salaverri- necesitaban ganar y lo hicieron con bastante solvencia. Se impusieron por 10-22 a la pareja formada por el riojano Gorka (que jugó en lugar de Errandonea) y Martija.

Habrá que esperar para saber si el zaguero de Fuenmayor estará en condiciones o no de jugar la gran final de Promoción.