MOTOCICLISMO

Marc Márquez: «Podría sonreír más»

Marc Márquez revisa anotaciones en el box. /REUTERS
Marc Márquez revisa anotaciones en el box. / REUTERS

El catalán regresa a su circuito preferido, del que guarda quizá sus mejores recuerdos deportivos

BORJA GONZÁLEZSACHSENRING

Siete victorias y siete poles en los últimos siete años. Impecable el expediente de Marc Márquez en Sachsenring, un hecho que siempre relaciona con su mejor pilotaje en curvas de izquierdas por los años de entrenamiento en los óvalos de tierra, que siempre giran para ese lado. «Las curvas de izquierda se me dan un poco mejor. Sí que cuando dijeron que reasfaltaban yo no quería (sonrisas), porque cuando ganas quieres que no toquen nada. Pero cada año es diferente y este año más, el asfalto es nuevo, veremos cómo trabajan los neumáticos, veremos cómo va todo porque aquí nadie ha entrenado con este asfalto, y sobre todo el tiempo, que la predicción no es buena, sobre todo para el domingo. Y si es con agua será todo mucho más abierto».

-¿Qué es lo más difícil de pelear en el campeonato con tantos rivales?

-Los más difícil, y más estando por detrás es que si puedes lo tienes que intentar, si puedes ganar no te puedes guardar nada y más en una carrera de agua por ejemplo el año pasado vinieron carreras de agua, tenía un cierto margen de ventaja y podía gestionarlo de una manera diferente pero este año una carrera de agua es una carrera normal, si puedes ganar cinco puntos más lo tienes que intentar y lo intentaremos, pero ha pasado todo lo que ha pasado en ocho carreras, así que imagínate lo que puede pasar en las diez carreras que quedan.

-¿Llegar a sitios en los que gana siempre le genera más presión?

-Me lo tomo más como una gran oportunidad de intentar conseguir la victoria pero también soy consciente de que si el domingo en el warm up veo que no puedo ganar la carrera tengo que entenderlo; sí que hay la presión mediática de que si he ganado siete tengo que ganar ocho, pero llegaré un año, será éste o el que viene, en el que no ganaré ni aquí ni en Austin, así que, bueno, esperemos que no pase, que sea el año que viene pero no éste. Crea un poco de tranquilidad porque sabes que en pilotaje te adaptas bien, así que al final haces lo que sabes.

-Tal y como está el campeonato, ¿es más importante ser regular o atacar?

-Atacar. Ese ha sido siempre mi estilo, aunque hay que ver el feeling encima de la moto. Es verdad que en Holanda estaba calmado, pero no me caí en la segunda vuelta de milagro, al cerrarse la dirección entrando en meta.

-Con lo acostumbrado que está a ganar, sólo lleva una victoria en ocho carreras. ¿Cómo encaja eso?

-Quiero ganar y me gustaría hacerlo más, pero estamos once puntos del líder y miro esto en vez de cuántas victorias llevo.

-¿Está más tranquilo este año que el pasado a estas alturas del campeonato?

-Podría sonreír más. (Risas). Si estás líder, como en 2014, ahí todo sí que es cachondeo y risas, porque todo salía bien. Cuando vas cuarto en el campeonato y llevas dos caídas, es evidente que las cosas no son fáciles, pero lo importante es no rendirse hasta el final.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos