La Rioja

VOLEIBOL

Tuominen y Boncheva no siguen

Las jugadoras del Naturhouse Logroño celebran la victoria sobre el Tenerife en el segundo partido de la final de Superliga. :: D.M.A.
Las jugadoras del Naturhouse Logroño celebran la victoria sobre el Tenerife en el segundo partido de la final de Superliga. :: D.M.A.
  • El Naturhouse Logroño inicia el proceso de renovación de cuatro jugadoras

El Naturhouse Logroño ha comenzado a trabajar ya en la configuración del equipo para la próxima temporada, después de anunciar la retirada de la líbero de 42 años Esther López Arroyo, que ejercerá a partir de ahora de coordinadora de la cantera del Voleibol Logroño, y de la no continuidad del entrenador, André Collin. El presidente de la entidad, Carlos Arratia, ha iniciado el proceso de configuración de la plantilla para la nueva campaña. Uno de los puntos esenciales es la del nuevo técnico.

«Estamos en conversaciones con un entrenador español que lleva varios años en el extranjero», admitió ayer Carlos Arratia. Suena Guillermo Naranjo, entrenador del Allianz MTV Stuttgart de Alemania. En cuanto a la plantilla, ahora mismo tienen oferta para renovar Fernanda Gritzbach, Daniella da Silva, Iva Pejkovic y Helia González, que se encuentra concentrada con la selección española. Estas son las jugadoras que más probabilidades tienen de continuar en Logroño. Además, el club riojano estudia la continuidad de otras mujeres, como Amelia Portero, Patricia Rodríguez, Sheila D'Amaro, Yoraxi Meleán y Camila Maldonado.

D'Amaro, de 34 años, ya estuvo a punto de retirarse la pasada temporada pero finalmente continuó. Meleán, a sus 42 años, tiene decidido seguir jugando al menos una temporada más, y seguramente sea aquí en Logroño. Amelia, Rodríguez y Maldonado son jugadoras jóvenes que probablemente sigan en el equipo, que seguramente les ofrezca renovar. Las que seguro que no continuarán son las dos extranjeras que llegaron a mitad de temporada al equipo: la finlandesa Nette Tuominen y la búlgara Vesela Boncheva.

Sobre la colocadora búlgara, que llegó en la recta final de la campaña desde la liga chipriota para sustituir a Amanda, Arratia ha explicado que «nos vino caída del cielo en un momento muy complicado y con una tarea muy difícil que realizar, y nos ayudó muchísimo a conseguir la Superliga, pero ha preferido jugar en otro país europeo, especialmente en Polonia».

En cuanto a Tumoninen, que llegó en Navidad sustituyendo a Jéssica, el presidente del Voleibol Logroño justifica que «no consiguió adaptarse a nuestro sistema de juego, y aunque ha demostrado ser muy trabajadora y disciplinada, no pudo aportar mucho al equipo». Para sustituir a estas dos jugadores el equipo logroñés seguramente recurrirá al mercado extranjero, para el que estaría esperando a cerrar primero al nuevo técnico.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate