La Rioja

ATLETISMO

Oier Ariznabarreta sorprende en Haro

Arpón (713), perseguido por Diego Pascual y Rodolfo Somovilla. D.m.a.
Arpón (713), perseguido por Diego Pascual y Rodolfo Somovilla. D.m.a.
  • El atleta vasco vence al local Nourddine Benmeziane con un nuevo récord

Hacía ya más de tres minutos que se había dado la salida de la VI Carrera de la Vendimia 'Haro, capital del Rioja' y los últimos corredores estaban abandonando el estadio El Mazo tras completar una vuelta a la pista de atletismo cuando apareció Asier Olmos, atleta del Club Atletismo Calceatense, y preguntó a Manuel Crespo, presidente de la Agrupación Deportiva Haro y responsable de la prueba: «Llego tarde. ¿Puedo correr?». «¡Sí! ¡Sí!», le gritaron, y el de Santo Domingo salió 'escopeteado', justificándose: «Es que tengo a mi hija con fiebre...».

Así de bello y noble es el deporte del atletismo, quizá el único, o de los pocos, junto al ciclismo, que admite como iguales a los que saben de antemano que van a perder. Y es que a menudo, en las pruebas populares como la Carrera de la Vendimia de Haro, más del 90% de los participantes corren sin apenas posibilidades de subirse siquiera al podio. Olmos dio ayer un gran ejemplo, sobres todo a los infantes de su propio club. Lo importante es participar. Aunque el calceatense incluso adelantó a un buen número de corredores en su prueba de 5.000 metros.

Esta la ganó el alavés Alberto Ruiz de Arcaute, seguido de Iván Couto y Eduardo Sánchez. En categoría femenina venció la mirandesa Sandra Abecia, seguida de la jarrera Arancha Fernández de Campinum y Edurne Sánchez. Además de la prueba reina, la carrera de 10.000 metros, hubo una milla infantil para iniciarse en la competición atlética, además, y para mayor atractivo, sobre el tartán del estadio El Mazo.

Aunque la emoción, sin duda, volvió a estar en los 10 kilómetros. Partía como favorito el marroquí afincado en Haro Nourddine Benmeziane, ahora en el Ferrer Sport Team y dispuesto a batir su propio récord de la prueba, logrado en su tercera victoria consecutiva, el año pasado: 32.31 minutos. No lo consiguió él, que acabó segundo, pero sí Oier Ariznabarreta, atleta de Durango que entró a meta en 32.01. Benmeziane lideró la prueba hasta el tercer kilómetro, cuando empezó a compartir la cabeza de carrera con Oier, quien se marchó en solitario al iniciar la segunda vuelta a un circuito nuevo. Por detrás, en tercer lugar siempre estuvo el barcelonés Xavi Torres. Después llegó el veterano riojano Rodolfo Somovilla, el navarro Juan Martínez y el harense Félix Alcalde. En categoría femenina dominó de principio a fin la vitoriana M.ª del Pilar Morán. Segunda fue Lourdes Gómez de Segura y tercera, Leticia López.