FÚTBOL

Un comienzo inmejorable para alcanzar el cielo

Los jugadores de España celebran uno de sus goles. :: efe
Los jugadores de España celebran uno de sus goles. :: efe

La selección española de fútbol logró de forma exitosa el pase a la fase final del torneo

IÑIGO ZABALA / M.G. LOGROÑO.

El deporte rey de nuestro país también brilló en los Juegos. España consiguió el metal más preciado tras años sin lograr algo relevante. Los hombres entrenados por Vicente Miera, hicieron un torneo perfecto, ganando todos los encuentros. De principio a fin. España cerró una fase de grupos inmaculada con una victoria clara y contundente ante Qatar. Con más de 15.000 personas en el estadio de Mestalla (Valencia), los goles del ex entrenador del Barcelona, Luis Enrique, y de Kiko, sirvieron para doblegar a una selección qatarí que también obtuvo el billete a los cuartos de final.

Desde el pitido inicial, el choque careció de emoción por la circunstancia de que ambos conjuntos ya estaban clasificados de antemano. Solo la primera posición estaba en juego, a la que España iba a llegar si empataba o ganaba el encuentro de hace hoy 25 años. Por todo ello, el juego pausado y monótono fue la tónica de los 90 minutos. Un fútbol que fue total de España, ensanchando a la perfección el terreno de juego, obligando a los asiáticos a cerrar filas, regalando la posesión a los encargados de endulzarla. Guardiola fue el amo y señor del centro del campo, entendiendo a la perfección las diagonales realizadas por el ex entrenador de la UD Logroñés, Rafa Berges, y por Kiko. Este último cerró el partido a diez minutos del final con una bonita vaselina que encendió al público congregado. La sentencia del jerezano pudo llegar mucho antes tras un carrusel de ocasiones, inexplicablemente erradas por Alfonso y por Soler. La selección qatarí no dispuso de un gran número de oportunidades, por su bajo nivel técnico y táctico y por las sendas expulsiones que sufrió en la última media hora de encuentro que les obligó a jugar dichos minutos finales con tan solo ocho futbolistas. Pese a ello, salió bien parada del Luis Casanova, con la mente puesta ya en los cruces de cuartos de final.

En ellos, la selección española se enfrentó días después a la temible Italia. La 'azurra' no estaba disputando un gran torneo. Una severa derrota sufrida días atrás ante Polonia llenó de desconfianza e intranquilidad la concentración italiana. Pero Italia siempre es Italia. Dio, da y dará la cara en todos los torneos vendiendo su piel muy cara.

Los hombres de Vicente Miera se clasificaron para los cuartos de final con un pleno de victoriasFue la primera edición olímpica en la que las plantillas estaban conformadas por Sub'23

Qatar se enfrentaría en cuartos de final a Polonia. Su clasificación a la fase de final del torneo fue sin duda una de las sorpresas agradables de los Juegos. El polo opuesto fue Colombia. Los latinoamericanos sucumbieron en la primera fase siendo goleados por España, derrotados por la mínima por Egipto y cosechando un irrisorio empate con Qatar. Su sueño de seguir en los Juegos se desvaneció muy pronto. El de España no. Era su torneo. La oportunidad de una generación para reivindicarse y sacar de la penumbra al fútbol español. Tras décadas sin éxitos, comenzaba a vislumbrase uno. El oro olímpico.

Fotos

Vídeos