Martín vuelve con una victoria

Instante en el que Conde marca el segundo gol, primero de su cuenta, y comienza a resolver el partido. :: donézar/
Instante en el que Conde marca el segundo gol, primero de su cuenta, y comienza a resolver el partido. :: donézar

Siete jornadas después, el central jarrero juega unos minutos de un partido serio ante un Vianés impotente

JÖEL LÓPEZ HARO.

Si el partido de ayer en El Mazo tuviera un título de película no habría duda: 'Martín, el regreso'. Siete partidos después, el jugador blanquinegro Martín Gómez volvió a calzarse las botas y jugar unos minutos. La afición jarrera le abrigó con sus ovaciones en todo momento. Era el día para olvidar todo el calvario sufrido por el central.

4 HARO

0 VIANÉS

Haro
Molluna, Ibañez, Loza, Txejo (Martín, m. 73), Molinos, Josua, Montori (Arguiarro, m. 77), Baquedano, Sota, Conde, Pirri (Luigi, m. 61).
Vianés Pérez, Vargas, Fidel, Guillermo, Borja (Alfaro, m. 54), Miguel, Arellano, Carlos, Daniel (Diego, m. 70), Conde, Diego (Adrián, m. 70).
Goles
1-0, m. 16, Montori; 2-0, m. 26, Conde (p); 3-0, m. 30, Conde; 4-0, m. 65, Sota.
Árbitro
Montoya Simón asistido por Larhlid y De la Hota Rocandio. Amonestó a Daniel del Vianés.

Si uno ve el resultado, piensa en un encuentro sencillo para los locales, sin matices, sin historia. Y puede tener razón. El caso es que bien pudo tener otra historia diferente. Todo pudo cambiar en el minuto 10 de la primera parte. Los dos equipos habían empezado alegres y trotones, intercambiándose golpes. Alguno, como una jugada de Pirri que falló en el área pequeña, parecían certeros. Pero el Vianés se acercó al área con el desparpajo de Arellano que Montori solo supo parar con un penalti claro. Lanzó Conde, el otro, y Molluna que volvía a la portería local, paró el tiro con los pies mientras se lanzaba hacia su izquierda.

Y justo ahí, el partido pudo haber sido otro pero no lo fue. Molluna cogió confianza y los blanquinegros se tentaron la ropa y pusieron más seriedad y claridad en su juego decididos a que la historia del partido no cambiara más que por el bien de sus intereses.

Por eso, tras varias ocasiones, dos de Pirri, que no tuvo su día a pesar de rozar el gol y un tiro seco de Sota, Montori se resarció y aprovechó un balón mordido tras un córner y batió a David Pérez, portero que, a pesar de la goleada, demostró su talento con paradas que evitaron un mal mayor para los suyos.

En este punto, el Haro se sintió a gusto y comenzó a jugar, sin mucha brillantez pero con sentido y dispuesto a firmar el finiquito al encuentro. Montori tuvo la posibilidad de culminar una jugada preciosa de todo el equipo pero fue Conde quien cerró el partido. Una jugada de esas de 'Hágalo usted mismo' acabó en penalti tras una falta clara. Conde, el del Haro, no falló.

Cinco minutos después, rebañó de cabeza un balón que estrelló previamente Sota tras una buena jugada por la derecha. Treinta minutos de partido y el duelo estaba tramitado y depositado en la bandeja de victorias de la mesa del Haro.

El equipo riojalteño mantuvo el partido donde quería y aunque solo marcó Sota, de otra buena jugada individual, pudo haber metido algún gol más pero la culpa la tuvo el portero visitante.

Con ese resultado y con la participación de Martín durante 15 minutos con el brazalete de capitán en su brazo izquierdo, los fieles, pocos esta vez, que fueron a El Mazo se dieron por satisfechos y así lo premiaron con una fuerte ovación.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos