TERCERA DIVISIÓN

El Agoncillo logra un valioso empate pese a las lesiones

Los de Gonzalo Santamaría firman tablas ante la UDL Promesas en un partido entretenido y con alternativas

L. R. LOGROÑO.

El Agoncillo sacó ayer un empate que puede valerle la continuidad en Tercera División la próxima temporada. Los de San Roque firmaron tablas frente a la UD Logroñés Promesas gracias al orgullo y al trabajo para sobreponerse a los contratiempos en forma de lesiones.

2 AGONCILLO

José Mari, Navarro (Manu, m. 27), Pesquera, Borja (Iker, m. 53), Gabri, Isma (Sicilia, m. 12), Álvaro Huerta, Luisja, Joseba, Varea y Miguel López.

2 UDL PROMESAS

Adrián González, Iglesias, Medrano, Héctor Fernández, Víctor, Adrián Ruiz (Guillermo, m. 78), Sergio Benito (David, m. 83), Álvaro García, David Muñoz, Adrián Gómez y Miguel Sánchez (Héctor Abad, m. 70).

Goles
1-0, m. 1, Miguel López; 1-1, m. 16, Adrián Gómez; 1-2, m. 22, David Muñoz; 2-2, m. 46, Varea.
Árbitro
Martínez, con Larhlid y Palacios. Amonestó al local Miguel López y a los visitantes Álvaro García y Medrano. Expulsó a Luisja, del Agoncillo, por doble amarilla en el minuto 89.

El partido comenzó muy bien para los avioneros porque en su primer ataque se adelantaron en el marcador por medio de Miguel López tras una buena jugada local. Acto seguido, el Agoncillo pudo incluso dejar encarrilada la contienda en una ocasión clarísima de Luisja, pero el mediapunta no acertó con todo a favor para marcar.

El encuentro había empezado con mucho ritmo y así continuó durante los noventa minutos. Los blanquirrojos lograron la igualada poco después de que los locales hicieran su primer cambio por la lesión de Navarro en una acción en la que se reclamó penalti. Adrián Gómez aprovechó una mala salida de balón avionera para batir con una gran vaselina a José Mari. Solo seis minutos más tarde, David Muñoz confirmó la remontada con el segundo tanto visitante.

Luisja también cayó lesionado y, a pesar de eso, el Agoncillo siguió luchando y, nada más regresar de los vestuarios tras el descanso, Varea restableció las tablas. El punto era bueno para los locales que aguantaron bien los intentos rivales de ataque e incluso pudieron llevarse la victoria con un despeje desde 70 metros de Gabri que, tras tocar en la escuadra, no besó la red.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos