La Rioja

El Náxara mereció más

El delantero local Orodea se desespera. ::
El delantero local Orodea se desespera. :: / Sergio Martínez
  • Los najerinos fueron mejores en todo que la Peña Sport, salvo en la definición

  • Dos balones al poste y otro al larguero, supusieron un lastre para los blanquiazules que podían haber ido a Tafalla con un mejor resultado

Nájera. La final por el ascenso a Segunda B entre el Náxara y la Peña Sport tendrá que esperar al partido de vuelta en el estadio San Francisco de Tafalla, porque ayer, a pesar de merecer algo más, los najerinos se tuvieron que conformar con el empate a un gol, que les supo a poco.

En medio de un calor sofocante, que aconsejó al árbitro parar el partido unos minutos para que los jugadores se refrescasen en el minuto 21 de cada parte, los del Náxara hicieron una salida marca de la casa. En el minuto 2, Orodea se iba por su derecha, al llegar a la línea de fondo centró atrás a Miguel, que con un fuerte chut estrellaba el balón en el poste con el portero ya batido.

Pero enseguida llegó la réplica navarra. Tras un disparo de Giles que se fue fuera, llegó el tanto que abría el marcador. Fue en un contragolpe que pilló a la defensa local un tanto descolocada, y un balón en profundidad a Toni -que había ganado la espalda a Pablo- le sirvió para centrar al área, que Úriz rematase y el balón superase a Heras.

No se vinieron abajo los blanquiazules aún así, y prosiguieron en su labor machacona de elaborar el juego con verticalidad para tratar de superar a la defensa tafallesa, bastante firme durante todo el encuentro. Con Pablo como principal promotor de las jugadas de ataque, Javi Martínez, por dos veces, Miguel, otras dos y Javito, tuvieron las ocasionas más claras de la primera mitad.

Tras la reanudación, los locales volvieron a salir con la intención de igualar el partido cuanto antes, así, en el minuto 51, Emilio sacaba una falta peligrosa que se iba cerca de la escuadra. De inmediato replicaron los de la Peña, con Úriz rematando de cabeza ligeramente desviado.

Enseguida, cuando sólo se llevaban jugados 11 minutos de la segunda mitad, Diego Martínez trató de dar un giro al encuentro y apostó por dar un paso adelante. Retiraba al central Sabando para meter al extremo Lozano y cambiaba al lateral Madero por otro lateral, Quirino, con la idea de que hiciese una doble función en defensa, sin descuidar las internadas por banda.

Lo cierto es que el Náxara ganó mordiente, pero también propició algunos contragolpes navarros con mucho peligro. Por su parte, el entrenador de la Peña, David Ruiz, había hecho su cambio, en consonancia con la propuesta de Martínez. Metió en el campo a su goleador Maeztu, por el que había sido su media punta hasta entonces Lacruz.

En el minuto 60 iba a llegar la gran ocasión para conseguir el empate blanquiazul. Javito robaba un balón en el centro del campo, para pasarlo en profundidad a Orodea, quien superando a sus marcadores chutaba superando al meta Íñigo Calvo, pero el balón pegaba en la cepa del poste y se alejaba de la portería.

Poco después llegaron tres ocasiones de los de Tafalla, a cargo de Giles, Maeztu y Úriz, que hubieran podido sentenciar la eliminatoria. No fue así, y tras un parón de varios minutos por un tirón de uno de los jueces de línea y la entrada de Rojo por Achi, llegó el momento del gran asalto a la meta visitante.

No obstante, ese intento de asedio tuvo consecuencias, ya que Maeztu, forcejeando con Miguel, logró rematar con mucho peligro, aunque despejó Heras. Casi de inmediato se produjeron dos jugadas parecidas pero con distinto sino. Sendos centros de Rojo rematados por Javi Martínez. El primero se fue alto y el segundo fue el gol del empate.

A partir de ahí, los najerinos siguieron intentando la remontada y con el tiempo ya superado, un zurdazo de Pablo desde fuera del área, estuvo a punto de ser el 2-1, Íñigo Calvo lo evitó con una mano deteniendo el balón sobre la línea. Antes del pitido final y tras expulsar al entrenador najerino, un centro al área tafallesa fue rematado y el balón se fue al larguero.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate