La Rioja

TERCERA DIVISIÓN

El Alfaro mira hacia arriba

Imagen del partido del pasado domingo entre Alfaro y Anguiano, con Arturo llevando la bola.
Imagen del partido del pasado domingo entre Alfaro y Anguiano, con Arturo llevando la bola. / E.P.
  • Tras un inicio irregular, la llegada e integración de los jugadores conforma un bloque que cuenta 8 victorias y un empate en los últimos 9 partidos

  • Los blanquillos recortan a 4 puntos su distancia con los puestos de ascenso

El Alfaro observa cada vez más de cerca los puestos que, al final de temporada, darán derecho a jugar el play off de ascenso a Segunda B, una ilusión que ha recuperado el equipo, la directiva y la afición blanquillos.

Contando ocho victorias y un empate en los últimos nueve partidos, ha restado seis puntos en la tabla a los equipos que aprietan sus primeros puestos. Y, aunque sigue séptimo en la clasificación, el Alfaro ve a cuatro puntos el cuarto puesto. «Es una continuidad de un trabajo bien hecho -valora el entrenador blanquillo, Óscar Arpón-. El techo no nos lo ponemos, vamos a seguir trabajando e ilusionando a la afición, y para ello tenemos que darle importancia a todos los partidos. Ahora toca pensar en el Haro, ganar el partido. y preparar el del Tedeón.».

Asentar la continuidad del equipo y del espíritu de juego era el objetivo del cuerpo directivo tras un inicio de temporada en construcción. No en vano, el Alfaro comenzaba curso con siete jugadores en la primera plantilla. «Al principio, nos costó coger la dinámica que queríamos porque faltaban jugadores por firmar, faltaba por hacer el equipo. Poco a poco, hemos hecho bloque e inculcado lo que queremos en entrenamientos y partidos», explica Arpón.

Así, el Alfaro contó cinco victorias, un empate y cuatro derrotas en los primeros diez partidos. Desde ahí, es un equipo en crecimiento que cree que no ha tocado techo todavía. «Es un grupo bastante inteligente, coge rápido lo que les transmito sobre mi forma de jugar y veo margen de mejora pues hay jugadores que nos han sorprendido, que están a un buen nivel y que vemos que tienen aún van a dar más», anima a la esperanza.