SD LEIOA - UD LOGROÑÉS

«Vamos a buscar dejar descolgado al Leioa del 'play off'»

Sergio Rodríguez prepara un entrenamiento en el Mundial'82. ::
/SONIA TERCERO
Sergio Rodríguez prepara un entrenamiento en el Mundial'82. :: / SONIA TERCERO

El técnico afronta «un partido importantísimo y difícil» que, de saldarse con un triunfo blanquirrojo provocaría «un salto cualitativo» Sergio Rodríguez Entrenador de la UD Logroñés

VÍCTOR SOTO* VSOTO@DIARIOLARIOJA.COM LOGROÑO.

Los vaivenes no cambian el semblante de Sergio Rodríguez. El técnico, circunspecto, asume la responsabilidad máxima que le ha venido encima y trata, con frialdad y calma, de llegar al objetivo, que no es otro que el ascenso a Segunda División. Para lograrlo, el camino es largo, pero el técnico de la Unión Deportiva Logroñés prefiere ir paso a paso, esquivando rivales y mejorando el estado deportivo y anímico de los suyos.

Mañana, la UDL afronta un compromiso importante. Restan diez jornadas para el final de la competición y, al menos, dos puntos que remontar. El Leioa, a siete puntos, apura sus opciones después de haber firmado la segunda mejor vuelta de todo el Grupo II, con 20 puntos obtenidos de 27 posibles. Sergio Rodríguez lo tiene claro: «Si un equipo logra mantener una racha positiva, le da tiempo a tener opciones de meterse entre los cuatro primeros. Vamos a buscar dejar descolgados al Leioa del 'play off', porque lo dejaríamos a ocho puntos, que ya es una distancia considerable. Es un partido importantísimo y difícil, pero en el que de ganar nos daría un salto cualitativo».

En la previa, el preparador, que podrá contar con todos sus hombres tras la recuperación de Ramiro Mayor y Carles Salvador, destacó el nivel del Leioa, un equipo «con buenos jugadores y con un sistema muy asimilado». «Es capaz de tener la pelota en ciertos momentos o emplear juego más vertical, con dos puntas muy diferentes [Yurrebaso y Carlos, ambos con ocho goles anotados], pero muy complementarios y que generan peligro», analizó. En el centro del campo, con el fichaje de Iosu Villar, han ganado «mucho equilibrio» mientras que en las bandas destacó «buenas individualidades y que centra bien». «Es de los equipos que mejores sensaciones me han dejado de los que han pasado por Las Gaunas», resumía Rodríguez.

El rival «Juega con un 5-3-2 diferente al de la mayoría de los rivales. Sabe tener la pelota o jugar más vertical» Adaptación «Tenemos un perfil más combinativo, pero hemos demostrado que nos hemos adaptado a todo» Preparación física «No queríamos estar bien en los últimos diez partidos, sino en todos para meternos en la pelea» El gol «Nos preocuparía si no generásemos ocasiones. No hay una varita mágica para marcar»

Sistema poco habitual

Uno de los temas que más ha hecho que pensar a Sergio Rodríguez esta semana es el esquema por el que suele apostar Jon Ander Lambea, técnico del Leioa. «Juega con un 5-3-2, que es diferente al sistema que utilizan los equipos mayoritariamente. Cuando están Aspas y Goti cuentan con los carriles muy altos y es una disposición diferente a lo que nos solemos encontrar, pero hemos trabajado durante toda la semana y sabemos lo que nos vamos a encontrar. Es una disposición diferente, ni mejor ni peor, ni más fácil ni más difícil», reseñaba.

A pesar de las bajas obligadas por acumulación de tarjetas de Aspas y Alain, para Sergio Rodríguez «la plantilla corta, de 16 ó 17 hombres, ha competido bien y está a muy buen nivel».

El entrenador también se acordó de un césped que ha sufrido las inclemencias de la lluvia. «Hace dos semanas, contra el Tudelano, por el cúmulo de lluvias estaba muy pesado. Había zonas que estaban cubiertas por arena para cubrir charcos o en mal estado, pero nos lo encontraremos los dos equipos. No hay excusas», evaluaba Rodríguez.

La dificultad, más allá de las circunstancias, está en el rival. Pero si el buen momento del Leioa es indiscutible (no ha perdido en los seis últimos partidos), el de la UDL es similar. «Somos dos equipos que han conseguido bastante puntuación en esta segunda vuelta. El Leioa está muy bien en este momento. No tiene una plantilla especialmente amplia pero está contando con todos los jugadores, lo que hace que estén muy enchufados. Luego, es un equipo que le mete mucha intensidad, que conoce muy bien la Segunda B y será un partido difícil», recalcaba.

Adaptación y gol

En Sarriena tocará evaluar al rival. Por eso, Sergio Rodríguez también mandaba un mensaje claro: todo vale con el objetivo de ganar, sin maximalismos ni ideas preconcebidas. «Nuestra identidad es adaptarnos a lo que nos toque», resumía el preparador riojano. «Tenemos un perfil de juego más combinativo, pero este año hemos demostrado que cuando no se ha podido, nos hemos adaptado a todo. En este caso, en función de lo que encontremos veremos qué desarrollar. No nos vamos a hacer el harakiri ni hacer cosas sin sentido o que tienen mucho más riesgo que el valor del beneficio que vamos a obtener», explicó con prudencia.

Y también resultará muy importante tener puntería. En los últimos partidos, jugadores clave como Rayco no han visto puerta, aunque otros, como Salva Chamorro, se han sumado a la lista de los arietes con puntería. El equilibrio, también en ataque, resulta muy importante, pero Sergio Rodríguez conoce la realidad del fútbol: lo que hoy va fuera, mañana puede ser gol. «Sabemos que es cuestión de fases, como en todos los equipos y delanteros. Habrá momentos en los que le demos mal y entrará el balón y otros en los que hagamos el tiro perfecto y nos la pare el portero. No nos preocupa», resumía. «Nos preocuparía si no generamos ocasiones. El gol es importante en ambas áreas, pero no hay una varita mágica para marcar hoy. Hay que seguir teniendo ocasiones y que las disfruten nuestros delanteros», decía.

En la recta final de la temporada, el aspecto físico y también el factor fortuna, en forma de lesiones, pueden resultar clave. El entrenador señalaba, antes del penúltimo entrenamiento, que no hay quejas respecto a ninguno de esos aspectos. «Estamos contentos desde el principio de temporada y eso es importante. No hemos buscado llegar físicamente mejor ni peor, sino estar bien todo el año, pero hay veces que los partidos salen mejor o peor», señalaba. «No queríamos estar bien en los últimos diez partidos, sino en todos para estar en la pelea y meternos entre los cuatro primeros, que es nuestro objetivo final», concluía Rodríguez.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos