U.D. LOGROÑÉS

Sin ritmo de 'play off'

La UD Logroñés lleva una cadencia de resultados que le dejaría fuera de la fase de ascenso al término de la temporada si no cambia y acumula más victorias

CARLOS FERRER

logroño. El empate del domingo ante el Leioa significó un nuevo jarro de agua fría para las aspiraciones de la UD Logroñés de situarse más cerca de los puestos de 'play off' después de la décima jornada, cuando se ha consumido el primer cuarto de la competición.

La UD Logroñés figura en la novena plaza de la clasificación, con 15 puntos, a cinco del cuarto puesto, que ostenta el Burgos, con 20. Pero siendo regular la clasificación, lo peor del pasado encuentro fue la remontada del Leioa en una segunda parte que dejó al aire las carencias del equipo blanquirrojo cuando no es el protagonista, cuando pierde el balón y la referencia en el campo.

Tal y como se han ido sucediendo los datos de las ocho anteriores campañas en las que ha participado esta UD Logroñés, el ritmo necesario para asegurar el 'play off' es de al menos 17 puntos, para llegar a 65 al final de la temporada, tal y como se puede apreciar en el cuadro superior, donde están indicados los puntos con que han llegado a la fase de ascenso los cuatro primeros equipos en cada temporada.

El Guijuelo, con 60 puntos en la temporada 2013/14, ha sido el 4º con menor puntuación

La UD Logroñés de Sergio Rodríguez comenzó la actual campaña jugando con calidad y sumando diez puntos en los cuatro primeros encuentros. Seis goles favor y dos en contra daban fiabilidad al equipo. Pero, con la Copa del Rey como elemento desestabilizador, el equipo blanquirrojo sólo ha sumado cinco puntos en los seis partidos siguientes, con una victoria, dos empates y tres derrotas, que cambiaron de plano la dinámica de su juego y sus resultados.

Ahora, la UD Logroñés, que marcó seis tantos y encajó ocho en esos seis últimos encuentros, es un equipo más, que ha perdido su buen juego y sus mejores resultados y que ha perdido la referencia del gol en ataque y la seguridad defensiva que se le solicita a un equipo con entidad y favorito para jugar el 'play off' de ascenso.

Sergio Rodríguez fue claro en su exposición tras el partido del domingo. El técnico manifestó que es en las áreas «donde se ganan y pierden los partidos». Por ahí se le están yendo los puntos a este equipo. La capacidad de golear ha bajado y se encajan demasiados goles que ponen en evidencia el balance defensivo del equipo.

«Si un equipo quiere estar arriba, no se puede dejar escapar un partido que se gana por dos a cero. Si no somos capaces de mantener el nivel durante todo el partido, defender lo que tanto nos ha costado conseguir, seguramente no seamos candidatos a nada», espetó después de sacar un sólo punto del partido ante el Leioa.

La lectura del técnico es clara y contundente. Es necesario, obligatorio, cambiar la dinámica, llegar con más sentido a la portería rival, hacer daño en el área contraria y poner el candado en la portería propia para evitar la sangría de goles que ha encajado el equipo en los últimos seis partidos, que se eleva a ocho.

Si se miran las estadísticas de cada temporada, a estas alturas solamente en tres de ellas el equipo blanquirrojo había sumado menos goles a favor que en la actual. En la temporada 2010/11, con 10 goles a favor, Josip Visnjic fue destituido precisamente tras esta décima jornada, después de perder en casa ante el Caudal por 0-1. El equipo era decimocuarto, con diez goles anotados. Nacho Martín enderezó el rumbo del equipo y se acabo la temporada en la sexta posición, muy cerca del 'play off', con 63 puntos. Las otras dos campañas con menor número de goles marcados fueron la 12/13 y la 13/14, en plena crisis de esta UD Logroñés, que mantuvo la categoría con problemas.

En cuanto a la capacidad defensiva, en cuatro campañas han encajado más goles los blanquirrojos. En la 9/10, 10/11 y 16/17 llevaban once tantos en contra en esta jornada, mientras que en la 13/14 se habían sumado 14 goles encajados.

Solamente en dos temporadas en las que los números dejaban al equipo con pocas posibilidades para luchar por entrar en la fase de ascenso, el equipo reaccionó y estuvo cerca de asomarse a ellos. Pero el lastre del mal inicio fue decisivo para que no se lograra la meta prevista. Fue en la campaña 2010/11, en la que Nacho Martín dio un aire distinto al equipo y terminó en la sexta posición. Algo parecido pasó el año pasado cuando Sergio Rodríguez, en los últimos ocho partidos, con 7 victorias y una derrota, llevó al equipo a la sexta plaza después de tres cambios de entrenador a lo largo del mismo.

En la campaña 2011/12, con Nacho Martín y Pepe Calvo como entrenadores, la UD Logroñés estuvo muy cerca de entrar en el play off en lucha con el Amorebieta, que fue quien quedó cuarto, dejando a los blanquirrojos en la quinta posición.

Con Carlos Pouso, en sus dos primeros años, cambió la decoración para bien. En esta décima jornada, la UD Logroñés iba primera en la campaña 14/15 y tercera en la 15/16. Sumaba 14 y 15 goles a favor y solamente 5 en contra en cada una de ellas.

Los blanquirrojos acumulaban goles a favor y tenían una seguridad defensiva que les hacía prácticamente inexpugnables. En ambas campañas se bajó el listón al final de la temporada, retrocediendo al cuarto puesto, pero participando en las fases de ascenso, cayendo eliminados por el Huracán valencia y , después, por el Sevilla Atlético.

Está claro que para dominar, tener claro el concepto de buen juego, de equipo compacto y ganador, la UD Logroñés tiene que volver a ser el de las primeras jornadas. Su juego era dinámico, vertical, coral en ataque y seguro en defensa. Ha cambiado la situación. Ahora se comporta como un conjunto vulgar, asequible para los rivales.

Sergio Rodríguez demostró en la pasada campaña que puede cambiar esta dinámica, por la que lleve, sin dudas, al equipo a volver a números de 'play off'. «Hay que espabilar», como él mismo dijo.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos