Llegó a España en edad juvenil dejando la familia en Brasil

Marcos llegó a España en edad juvenil al Celta: «Mi representante me vio en una competición y me trajo para el juvenil del Celta. Luego estuve cedido en el Órdenes. Y al año siguiente vine aquí, cedido al equipo de Tercera División. Sabía que iba a tener la oportunidad de mostrar mi trabajo. Todo me ha ido mejorando y estoy muy contento».

Fue duro para él dejar a la familia y dar el salto a España: «Lo fue. Tuve que dejar a mi madre (Cristina), que estaba viuda, con mi hermano pequeño (César Roberto). Ella me dijo que hiciera mi sueño, por la familia, por mi padre, y yo trabajo siempre pensando en ellos y en mejorar».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos