Un año de prisión para los once miembros de Indar Gorri que pretendían una 'operación de castigo' contra hinchas de la UDL

Agentes con uno de los 18 jóvenes detenidos en la operación contra algunos miembros de Indar Gorri en 2016. /Efe
Agentes con uno de los 18 jóvenes detenidos en la operación contra algunos miembros de Indar Gorri en 2016. / Efe

Aceptan la pena por pertenencia a grupo criminal, que queda suspendida por el Juzgado de lo Penal número 4 de Pamplona.

LA RIOJA

Once simpatizantes de Indar Gorri, el grupo de ultras del Osasuna, llegaron este lunes a un acuerdo con la Fiscalía para aceptar de conformidad una pena de 1 año de prisión por pertenencia a grupo criminal, pena suspendida por el Juzgado de lo Penal número 4 de Pamplona. Asimismo, aceptaron multas de entre 960 y 1.920 euros por delitos de conspiración para cometer delitos de lesiones tras el acuerdo con la fiscal, en una vista que zanja un juicio que debía desarrollarse hasta el próximo viernes.

La Fiscalía navarra pedía dos años de prisión y multas de hasta 6.000 euros para los once miembros de Indar Gorri , a los que acusaba de pertenencia a grupo criminal y de cinco delitos de conspiración para atentar contra la integridad física de los componentes de otros grupos radicales de distintos clubes, entre ellos los de la Unión Deportiva Logroñés.

En febrero del 2016, durante una operación en la que se detuvo y dejó en libertad con cargos a 18 'indargorris', salieron a la luz acciones violentas en otras ciudades, como la ocurrida en una cafetería del sur de Logroño en el 2010, y conversaciones en los que se hablaba de una 'operación de castigo' contra hinchas de la UDL aprovechando el partido ante el Sevilla de la Copa del Rey en el 2015 que, finalmente, no se produjo.

La Fiscalía detallaba cinco planes del grupo ultra, según indica el Diario de Navarra, para agredir a grupos rivales, que no se llegaron a consumar, por los despliegues policiales que se desarrollaron en esos encuentros. La primera de las acciones, fue en Elche, en noviembre de 2015, con el fin de cometer incidentes violentos. Además, se incluye otro viaje a Soria para enfrentarse a ultras del Numancia, y un viaje a Barcelona para agredir a miembros de 'Herri norte', ultras del Athletic. Por último, en Pamplona, se les acusa de planificar un enfrentamiento con hinchas del Oviedo, en enero de 2016.

En una audiencia sin carácter público, por petición de los acusados, las defensas de estos miembros de Indar Gorri conciliaron un acuerdo con la fiscal de la mitad de la pena que se pedía inicialmente por pertenencia a grupo criminal. Estos simpatizantes de Indar Gorri, que no está constituido como peña oficial de Osasuna, formaron según la Fiscalía un grupo singularizado que prepararon actos violentos contra otros grupos de aficionados de equipos rivales, sin llegar a concretarse por los dispositivos policiales.

El titular del Juzgado de lo Penal número 4 de Pamplona decidió este lunes dar traslado de las investigaciones a los juzgados de las ciudades con grupos radicales de clubes enfrentados a los condenados para determinar si pudieron incurrir en delitos similares.

De este modo, se dará testimonio del auto en las ciudades de Elche, Logroño, Sevilla, San Sebastián, Soria, Vitoria, Barcelona, Oviedo y Santander. La investigación fue instruida por el Juzgado de Instrucción número 2 de Pamplona, inicialmente con 21 acusados, aunque en el caso de 10 de ellos se archivó la causa al no ver indicios de criminalidad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos