El «milagro» ruso

El Rey Felipe VI trata de consolar a Iniesta:: efe/
El Rey Felipe VI trata de consolar a Iniesta:: efe

Los locales no confiaban en un triunfo que su seleccionador anticipó al recordar la victoria del Spartak ante el Real Madrid en 1991

RAFAEL M. MAÑUECO MOSCÚ.

Ni los rusos se podían creer lo que pasó ayer en el estadio de Luzhnikí, ya que les parecía toda una hazaña vencer a España; ni los hinchas españoles tampoco daban crédito a lo que veían sus ojos al observar cómo se les escapaba de las manos el pase a cuartos de final. La afición española salió con caras largas y muchos incluso llorando. Mientras, los rusos inundaban el recinto deportivo con sus gritos de júbilo.

Durante el duelo, los comentaristas rusos se desesperaban constatando que «nuestro equipo apenas ataca, los españoles están todo el tiempo en nuestra mitad del campo». Justo al comienzo del encuentro, un grupo de hinchas locales desplegaron una enorme pancarta que decía: «Haremos nuestro sueño realidad», recogiendo los versos de una popular marcha soviética dedicada a los aviadores.

El sábado, el seleccionador ruso, Stanislav Cherchesov, ya se refirió a la posibilidad de un «milagro». Rememoró la victoria del Spartak de Moscú sobre el Real Madrid en los cuartos de final de la Copa de Europa de 1991, señalando que «entonces y ahora los españoles eran los favoritos, pero, como se suele decir en Rusia, no hay nada imposible».

El técnico ruso dijo proféticamente el sábado que «hicimos entonces algo en lo que nadie creía. Ahora tenemos la oportunidad de repetirlo». Y lo hicieron ayer, la verdad, con mucha menor contundencia, pero, a efectos prácticos, con el resultado suficiente para poder considerarlo todo un éxito. Es la primera vez que Rusia se mete en los cuartos de final de un Mundial de fútbol.

El Rey, en el palco

El Rey Felipe VI estuvo en el palco, pero no le acompañó el presidente ruso, Vladímir Putin, quien, según su portavoz, no acudió por «problemas de agenda». Al final del encuentro Felipe VI estuvo en el vestuario de la selección española y consoló a los jugadores de Fernando Hierro, destrozados por la eliminación ante Rusia en los penaltis.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos