Prueba de fortaleza mental para el Barça

Ernesto Valverde, ayer, durante la rueda de prensa previa al encuentro entre el Barcelona y el Valencia. :: efe/
Ernesto Valverde, ayer, durante la rueda de prensa previa al encuentro entre el Barcelona y el Valencia. :: efe

En sus horas más bajas, el equipo del ya cuestionado Valverde recibe al Valencia

P. RÍOS BARCELONA.

Tras la catástrofe de Roma, sin tiempo para asimilar una nueva decepción en los cuartos de final de la Liga de Campeones, el Barça afronta un peligroso partido de Liga que aclarará si ha entrado en una depresión y si debe preocuparse o no por el título de Liga. Llega al Camp Nou el Valencia, tercer clasificado con aspiraciones de ser subcampeón, oliendo sangre, con ganas de vengar su eliminación ante el equipo azulgrana en semifinales de la Copa del Rey.

Ernesto Valverde, que no podrá contar con los lesionados Digne y Rakitic (operado de un dedo de la mano pateado por Kolarov en Roma y duda para la final de Copa del próximo sábado ante el Sevilla), se defendió como pudo de la críticas por su pobre planteamiento táctico en Roma y por su inacción como entrenador en un partido que pintaba mal desde el primer minuto. Intentó ser positivo centrando la atención en los dos títulos que se pueden ganar, pero la debacle europea todavía estaba caliente y no acabó de transmitir la energía pretendida.

ALINEACIONES

«Ya sabía cuando llegué que el día que perdiéramos habría barra libre para todo. Imagino que estoy señalado. Va con el cargo y lo acepto, pero no podemos quedarnos en casa lloriqueando y pensando en un partido que perdimos el martes y que vamos a seguir perdiendo cada día que pensemos en él. Lo que tenemos que hacer es enchufarnos y pelear por dos objetivos que no hemos conseguido todavía», comentó el técnico, negando que Messi y Piqué le pidieran explicaciones por pensar más en cómo frenar la cualidades de un equipo menor como la Roma que en explotar las propias: «Nada de eso ha sucedido, pero lo dicho, barra libre para todo. Es un momento malo, el segundo de la temporada tras la Supercopa de España en agosto y de aquello que parecía una hecatombe salimos fortalecidos y más juntos, que es lo que tenemos que hacer ahora. ¿Si traicioné el estilo? No lo creo, una cosa es no superar una circunstancia y otra escribir una película de terror».

La respuesta de la afición es una incógnita, aunque Valverde considera que «dependerá de nuestra puesta en escena». El técnico del Barça sí avanzó que Sergio Busquets volverá a forzar su dedo del pie lesionado «porque es un partido importante» y no dudó de la titularidad de Messi pese a sus molestias en los isquiotibiales: «Está tocado, como todos, pero con ganas de que comience a rodar el balón otra vez». Yerry Mina y Aleix Vidal vuelven a ser los descartados para la convocatoria.

En el Valencia Marcelino ha dejado fuera de la lista a Montoya, que sólo suele jugar de lateral derecho titular en Mestalla, y a los canteranos Ferrán Torres y Nacho Vidal. Es baja el lesionado Coquelin y vuelven Lato y Murillo. «Vamos con la ilusión y motivación de ganar al Barça pero no creo que su eliminación en Europa vaya a tener repercusiones negativas, es difícil que pierdan dos partidos seguidos», señaló el entrenador.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos