El Eibar pierde en Anoeta y se acerca al descenso

EFE

san sebastián. La Real Sociedad no padeció sufrimiento alguno para adjudicarse el triunfo en el derbi guipuzcoano ante un Eibar que sigue gafado en un estadio en el que nunca ganó y en una precaria situación, a sólo dos puntos del descenso. La Real, en una de sus aproximaciones por la banda derecha, encontró la inspiración del internacional Mikel Odriozola, que cogió la moto y asistió con un buen centro a Willian José para que el brasileño marcara de cabeza su cuarto tanto de la temporada. Instantes después, a defensa azulgrana hacía aguas y el capitán Xabi Prieto lo aprovechó para medir su pase a Januzaj que se introdujo casi con balón incluido en la portería.

No mejoró la situación de los eibarreses en una segunda mitad en la que la Real entró de cara y logró su tercer tanto por medio de Oyarzabal, en una jugada meritoria de Asier Illarramendi, resultado parcial que auguraba otra goleada en Anoeta.

El Eibar, cuando peor pintaban las cosas, empezó a venirse arriba, los donostiarras se relajaron porque consideraban ya el triunfo como una realidad y empezaron a sufrir tras un diagnóstico erróneo.

Joel Jordán advirtió a los realistas de que el partido no estaba concluido y, con un centro del exrealista José Ángel, el centrocampista catalán batía al argentino Gero Rulli.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos