La Rioja

LIGA EUROPA

El Celta sufre para alcanzar la gloria

Tocó la gloria el Celta, que está en semifinales tras sufrir más de lo esperado en Bélgica. Empató a un tanto ante el Genk (3-4 en el global de la eliminatoria) por lo que está más cerca de hacer historia en la Europa League, competición fetiche en los últimos años para los equipos españoles.

Partido intenso en la primera mitad que demostraba al Celta que no lo tendría fácil en tierras belgas. Los de Berizzo salieron pensando en el 3-2 de la ida como una ventaja mínima a la que había que cuidar con mimo. De ahí que Aspas, el gran referente del equipo, estuviera ausente durante los primeros 45 minutos. Con él, también Guidetti y Sisto sesteaban en el ataque mientras que eran los de atrás los que debían estar más atentos. Buffel y Sammatta avisaron con un par de cabezazos.

En un duelo trabado, con pocas ocasiones, el empate a cero al descanso era lo más justo. Sabedor que era el rival el que debía salir a por todas en la segunda parte, porque no le quedaba más remedio, salió Beauvue y el equipo fue más vertical. Después de las primeras oportunidades, un error en la equipo belga permitió a Sisto marcar.

Un 0-1 que colocaba al Celta cerca de la gloria, empero que también hizo levantar los brazos antes de tiempo. A los pocos minutos, Trossard anotó en uno contra uno ante Sergio Álvarez para empatar tras un grave fallo de Cabral.

El empate a un tanto dio alas al Genk y atemorizó al Celta. El mismo equipo que había logrado demostrar valentía en el últimos cuartos de hora fue un manojo de nervios. La intensidad que pedía Berizzo desde la banda no se reflejaba sobre el campo. Pero gracias a Sergio Álvarez se mantuvo el resultado. Ahora, las semifinales son el próximo sueño.