Primer partido clave para el Atlético en el Metropolitano

RODRIGO ERRASTI

madrid. «Todo lo que nos envuelve es negativo, pero dentro es cuando más fuertes estamos. Es lo que me encanta de este equipo y de este club: parece que todo se va a derrumbar, pero los cimientos están fuertes. Tenemos un grupo brutal y nosotros pensamos que estamos bien. Sabemos que vamos a sacar las cosas de una manera o de otra, jugando mejor o peor... primero hay que ganar para tener confianza, porque cuando la tengamos vendrán el juego y los goles». La reflexión es de Saúl Ñíguez, de los pocos que están rindiendo al nivel exigido en el Atlético y que tuvo en Roma la opción de lograr los tres puntos en la primera jornada. «Voy a dar vueltas a la ocasión de Roma toda la campaña, porque al final nos puede penalizar e incluso no pasar».

El palo frenó su empeño, lo mismo que en Qarabag cuando la derrota ante el Chelsea le colocaba en una situación de tensión, por lo que la cita ante el cuadro azerbaiyano se convierte en una final. Sólo vale el triunfo para mantener opciones de ser uno de los dos primeros en el grupo C y acceder a los octavos de un torneo que ha rozado con las últimas campañas, siendo el Real Madrid el único que le apeó en este lustro. Además de vencer debe estar con un ojo pendiente también del duelo en el Olímpico entre Roma y Chelsea. Un triunfo inglés -que le saca cinco puntos- en Italia permitiría al Atlético, si antes resuelve ante el Qarabag, jugarse el pase a octavos en el Metropolitano con los romanos, a los que dejaría eliminados con un triunfo. Simeone ha trabajado sin contar con Koke, ni Carrasco Así, Griezmann podría estar acompañado en punta por Torres, ya que Gameiro parece gafado de cara a gol, o incluso Correa. El argentino, que lleva cuatro goles, adelantaría su posición dejando sitio a Gaitán.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos