PREMIER LEAGUE

Guardiola no sabe cómo justificarse

Laporte posa junto a Txiki Begiristain con la ropa del City y su nuevo contrato. :: efe
/
Laporte posa junto a Txiki Begiristain con la ropa del City y su nuevo contrato. :: efe

El técnico intenta cuadrar su enorme gasto (250 millones en defensas) en el número de jugadores que ficha

COLPISA MANCHESTER.

El Manchester City oficializó ayer el fichaje del central francés Aymeric Laporte, procedente del Athletic, por el que ha desembolsado los 65 millones de euros que figuraban en su cláusula de rescisión, además de otros cinco en concepto de derechos de formación. Una inversión que eleva a 250 los millones gastados en defensas por la entidad y que su técnico, Pep Guardiola, ha justificado apelando a la «inflación del mercado».

Laporte, de 23 años, se ha comprometido hasta 2023 y se convierte en el segundo defensa más caro de la historia, tras el holandés Virgil Van Dijk, por el que el Liverpool pagó 84 millones de euros al Southampton a finales de diciembre. El líder de la Premier League confirmó en su cuenta de Twitter el fichaje de Laporte, un día después de que el jugador depositase en LaLiga los 65 millones de la cláusula de rescisión de su contrato con el conjunto vasco.

«Estoy feliz de estar aquí. El City es un club ambicioso y es uno de los mejores equipos de Europa. Estoy ansioso por trabajar a las órdenes de Pep Guardiola y de ayudar a los éxitos del club», señaló Laporte en la página web del City.

«Examinamos las diferentes opciones para la defensa y es un jugador al que admiramos desde hace mucho tiempo. Con su calidad y su forma de sacar el balón jugado desde atrás, creemos que Aymeric se adecuará perfectamente al estilo de juego de Pep Guardiola», comentó por su parte el director deportivo del City, Txiki Begiristain.

Después de haber fichado el pasado verano a Kyle Walker (57 millones de euros) y Benjamin Mendy (58 millones de euros), además de a John Stones (55 millones de euros) el verano precedente, o a Nicolás Otamenti (45 millones en 2015) y a Eliaquim Mangala (54 millones en 2014) antes de la llegada del técnico catalán, el líder de la Premier compra a un nuevo defensa para consolidar sus ambiciones en el campeonato doméstico y en la Liga de Campeones.

Guardiola defendió la política económica de su club. «Algunas entidades gastan 300 (342 millones de euros) o 400 millones de libras (456 millones de euros) por dos jugadores. Nosotros lo gastamos en seis», señaló.

«Aquí dejo un club único, diferente y que jamás olvidaré», escribió el martes Laporte en las redes sociales para despedirse del Athletic, que este mismo martes hizo oficial el fichaje del internacional español Iñigo Martínez para ocupar la vacante de Laporte a cambio de 32 millones de euros.

«Juega desde que era joven al más alto nivel en la Liga», señaló Guardiola en rueda de prensa sobre Laporte. «Es fuerte en el juego aéreo y rápido», detalló el técnico español. «Puede ser titular inmediatamente. La Premier League es especial por muchos aspectos, pero él es inteligente. Siempre es duro para un nuevo jugador, pero seremos pacientes», agregó el técnico.

Guardiola dedicó parte de su comparecencia a justificar el gasto. «Teníamos un problema el año pasado con seis jugadores que finalizaron el contrato (Sagna, Zabaleta, Caballero, Clichy, Kolarov, etc.). Si se quiere luchar al máximo nivel, hay que gastar», subrayó. «Comprendemos la inflación del mercado, esto es así. Aceptamos las críticas, pero lo que importa es que nuestros fichajes jueguen bien y se integren en el club», remachó.

En el puesto de defensa central, Guardiola cuenta con John Stones, el argentino Nicolás Otamendi, el belga Vincent Kompany y el francés Eliaquim Mangala, que podría salir de la entidad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos