La Rioja

El Barça debe remontar ante un Athletic con fe

  • Tras el apasionante y polémico partido de ida, la emoción y el espectáculo están garantizados en el Camp Nou

Dicen que la Copa del Rey es aburrida por su formato de eliminatorias a ida y vuelta que minimizan la posibilidad de sorpresas. Se afirma que es un torneo en el que sólo interesa la final. Se la ridiculiza al lado de la apasionante y atractiva FA Cup inglesa. Se la culpa de recargar de forma innecesaria el calendario. Y la lista de menosprecios al torneo del KO es interminable. Pero todo eso, que no es poco, hay que guardarlo en un cajón y rendir honores al Barça-Athletic de Copa que se juega hoy en el Camp Nou, partido de vuelta de octavos.

Se supone que los detractores de la Copa no vieron el fantástico encuentro de ida que se jugó el pasado jueves en San Mamés, con victoria del equipo de Ernesto Valverde (2-1) en un espectáculo al que no le faltó de nada, ni de lo bueno ni de lo malo: tres golazos de Aduriz, Williams y Messi, un poste del '10' azulgrana en el último segundo, un penalti claro de Etxeita a Neymar que Fernández Borbalán no pitó a un par de metros de la acción, una agresión de Aduriz a Umtiti sin castigo en el campo ni en los despachos, dos expulsiones por doble amarilla de Raúl García e Iturraspe, una presión alta formidable del Athletic, una enorme respuesta con el balón del Barça, un ambiente maravilloso para los leones e infernal para los culés en San Mamés. ¿Quién se puede perder el partido de vuelta con tantas cuentas pendientes?

Es la primera final de la temporada para un Barça que seguro que tendrá más, por ejemplo, en la eliminatoria de octavos de final de la Liga de Campeones ante el PSG y puede que, ya muy pronto, en algún partido en el que se le pueda ir definitivamente la Liga, pero para el Athletic puede ser también la única final si no consigue defender su ventaja, más allá de que más adelante puede jugarse la plaza en Liga de Campeones o Europa League.

Luis Enrique solo tiene la baja de Cillessen por lesión, aunque podría recibir el alta médica hoy e incluso jugar en su competición. En la ida, debido a su ausencia, el titular fue Ter Stegen. El entrenador se desmarcó, por cierto, de las críticas de Piqué a los árbitros: «Yo respeto la opinión de Piqué, hablo con él muchas veces y ya es mayorcito para saber lo que debe decir, pero la postura del club está por encima y es incuestionable. Y por cierto, que se diga también, es intachable la postura del club y del entrenador, que soy yo, de no entrar a valorar decisiones puntuales. Lo fácil es quejarse y llorar ante las críticas generalizadas. Lo difícil es aguantar y no quejarse ante situaciones tan claras como las de los últimos partidos aunque te den rabia».

Ernesto Valverde no podrá contar con los sancionados Raúl García e Iturraspe, mientras que es baja el portero Kepa por la lesión que sufrió el domingo ante el Alavés (0-0), aunque el titular en Copa es Iraizoz. Además, siguen en la enfermería Yeray, tras la operación de su cáncer en un testículo, De Marcos y Aketxe. «Le tenemos ganas al Barça», afirma Williams, esperanzando en repetir la gesta que ya lograra el Athletic hace 40 años en los cuartos de final de la Copa de la UEFA 1976-1977, cuando llegó al Camp Nou con 2-1 y empató 2-2 gracias a dos goles de Irureta que hicieron inútiles los de Cruyff.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate