CIUDAD DE LOGROÑO 35 - SKA MINSK 30

«He visto la mejor actitud de toda la temporada»

Jota da instrucciones a sus hombres durante un tiempo muerto. :: sonia tercero
/
Jota da instrucciones a sus hombres durante un tiempo muerto. :: sonia tercero

El entrenador de los riojanos reconoció que la eliminatoria se perdió en Minsk: «El arbitraje del primer partido fue una barbaridad» Jota González Técnico del BM Logroño

V. S. LOGROÑO.

Cuando el partido entre BM Logroño y Minsk llegó a su fin, se produjo una situación extraña e inaudita. Jota González y varios responsables del club logroñés mantuvieron una larga conversación con el delegado de la EHF. En principio, el tema tratado era la antideportiva actitud de parte del banquillo bielorruso que contagió a la plantilla y provocó que la entrada en vestuarios fuese incómoda y tensa, lo que no hubiese ocurrido si no hubiera mediado provocación. Pero el tema derivó pronto al arbitraje de Minsk. Los riojanos se van de la competición europea empujados por unos colegiados, algo que dejaron claro, con educación, a un delegado que escuchaba inaudito y que apuntaba que iba a remarcar en su acta la provocación del Minsk.

Ya en sala de prensa, el entrenador pucelano era claro: «Estos árbitros podían pitar más o menos exclusiones, pero es que el arbitraje del primer partido fue una barbaridad». Para Jota González, ese factor «ha marcado la eliminatoria. Pero el que pasa, pasa. Sea injusto o no lo sea», incidía.

A pesar el evidente enfado, el preparador tuvo unas palabras de reconocimiento para su plantilla. «He visto en los jugadores la mejor actitud de la temporada. Se han dejado el alma intentando dar lo máximo siempre a contracorriente», señalaba.

Eso sí, no ocultó los errores. «En los momentos épicos influyen muchos factores: la actitud, juegas liberado porque juegas a la desesperada, los errores se miden de otra manera... Para mí, han realizado un trabajo extraordinario de todos los jugadores con más o menos errores», analizaba.

En ese sentido, explicaba que más que con el desarrollo del partido («hemos probado de todo: defensa 5-1, defensa 6-0, defensa 4-2, ataque siete contra seis, siete contra cinco») se quedaba con el «acierto del portero rival» y los errores desde la línea de penalti. «Hemos fallado cuatro y, si los metes, parece que les metes la presión. Pero es lo que hay», resumía. En ese sentido, la eliminación significaba el primer traspié en la historia europea del BM Logroño. «Es el primer año en los once que llevo aquí en que no conseguimos pasar a la fase de grupos, como les pasa a otros equipos. Parece que este año se empaña todo», aseguraba. «Siempre, en EHF, hemos pasado a fase de grupos y dos veces a semifinales; en Champions, también habíamos pasado. Ahora, nos hemos quedado fuera después de no tener suerte en el sorteo, que es un factor incontrolable, porque nos ha tocado un equipazo», añadía.

Ahora, González confía en que el equipo tome impulso para retomar el vuelo en la competición doméstica. «No estamos bien en la clasificación, pero estamos remontando», resumía, y pasar página cuanto antes, sin reclamar a la EHF por lo vivido. «No vale para nada. Es gastar tiempo».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos