La Rioja

Eduardo Hernández intenta el pase al pivote. ::
Eduardo Hernández intenta el pase al pivote. :: / Miguel Herreros

Naturhouse B, campeón de liga

  • Calasancio, segundo, Escolapios, tercero, y Navarrete, cuarto, completan el podio de un gran fin de semana de balonmano regional | Ningún responsable del club presenció el triunfo del filial

Se hizo justicia ayer en el polideportivo de Escolapios y el Naturhouse B se proclamó campeón de la Segunda División riojana después de firmar una Final a Cuatro perfecta. Tres victorias en tres partidos. El equipo que entrenan Miguel Ángel Velasco y Pedro Rodríguez se encuentra en un gran momento de forma y tiene plantilla como para afrontar una fase de ascenso a Primera División con todas las aspiraciones. Una pena que ayer no hubiera ningún responsable del club franjivino para ver el triunfo de su equipo filial.

El Naturhouse necesitaba, al menos, un punto ante el Navarrete para hacerse con el triunfo. Y los franjivino se llevaron los dos puntos (25-35) gracias a un partido muy serio en ataque y en defensa.

Navarrete aguantó lo que resistió su forma física, pero al final se impuso la lógica. Ya al descanso, la victoria del filial franjivino era clara (12-19). Y enseguida se fue a los diez goles en la segunda parte (16-26, m.39). El resto de partido sirvió para que jugaran los hombres de los dos equipos que hasta ahora no habían tenido oportunidad.

En el equipo franjivino destacó el buen nivel medio de todos los jugadores, comandado por Eduardo Hernández, el jugador más determinante de la Final a Cuatro disputada el fin de semana.

Con el Naturhouse B ya campeón, se cerró la jornada dominical con el duelo entre los dos equipos colegiales. Se acabó llevando el triunfo el Escolapios ante el Calasancio (33-34) después de un partido emocionante por la intensidad de los dos equipos para hacerse con el triunfo.

Éxito del fin de semana con el nuevo formato de Final a Cuatro que ha concentrado a la afición al balonmano en Escolapios. Y acertado también el intercambio arbitral con los ingleses.