El Madrid jugará contra Panathinaikos sin el factor campo

Los blancos protagonizan un triunfo descafeinado sobre el Brose, ya que sabían que no podían alcanzar la cuarta plaza

R. MOLINELLI

madrid. El Real Madrid venció al Brose por 106-86 y se enfrentará al Panathinaikos en los cuartos de final, con el factor campo en contra, pues, pese a su victoria, la del Panathinaikos y la derrota del Olympiacos le condenaba.

106 REAL MADRID

86 BROSE

Real Madrid (27+26+29+24)
Causeur (5), Randolph (23), Doncic (12), Ayón (14) y Taylor (6) -equipo inicial-, Rudy (10), Randle (4), Carroll (19), Yusta (3), Reyes (8) y Thompkins (2).
Brose Bamberg (28+22+19+17)
Wright (11), Zisis (8), Mitrovic (3), Lo (7) y Musli (16) -equipo inicial-, Nikolic (3), Staiger, Olinde (5), Radosevic (4), Rubit (12) y Hackett (17)
Árbitros
Milivoje Jovcic (SRB), Ioannis Foufis (GRE) y Amit Balak (ISR).

De todas las opciones posibles en las últimas jornadas, la peor, la tormenta perfecta, fue la que finalmente sucedió. Victoria del Panathinaikos, en la prórroga en Milán, y triunfo del Zalgiris en la pista del Olympiacos, y también en la prórroga. El Madrid, que tenía pensado jugar un partido importante en el que la victoria se pagaba con el cuarto puesto y el factor campo, pasó a jugar un encuentro con poco o nada en juego. Ganara o perdiera era quinto. Eso si, la victoria le enfrentaría al Panathinaikos y la derrota al Olympiacos.

Pablo Laso ya lo comentó antes del partido: «El partido ha perdido toda su trascendencia. Miraremos al futuro». Sin tensión, sin casi nada en juego y sin defensas, el partido comenzó con un Anthony Randolph desatado anotando los 11 primeros puntos del equipo con un triple, dos mates en contragolpe de uno contra nadie y tres robos de balón.

Por su parte, el Valencia Basket se despidió de la Euroliga con una trabajada victoria ante el Maccabi Tel Aviv (87-84).

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos