La Rioja

LIGA FEMENINA

La necesidad se mide en Lobete

  • El Campus Promete recibe al Spar Gran Canaria (19.00 horas) en un duelo de equipos que aún no conocen el triunfo en liga

Andreu Bou, técnico del Campus Promete, tenía muy claro, en la pretemporada, que un buen comienzo de la campaña podría marcar el rumbo del curso. Se refería a un mes intenso, con siete encuentros en 31 días, y que ya llega a su ecuador con resultados, de momento, adversos. Las riojanas, después de tres jornadas, no conocen el triunfo.

Esta tarde (19.00 horas, Lobete) tienen la oportunidad de dar un golpe de timón y cosechar la primera victoria de la temporad ante un Spar Gran Canaria tan necesitado como las logroñesas. Las canarias tampoco saben lo que es ganar, por lo que hoy sobre el parqué de Lobete se verá un choque de ambición, ganas y ansiedad. Porque el que pierda se verá frente al abismo mientras que el ganador contará con un balón de oxígeno.

Lobete debe resultar importante para dar un apoyo que las de Andreu Bou necesitan más que nunca. Además, la afición del Promete podrá volver a ver en acción a Juana Molina, que el pasado sábado volvió a las pistas después de seis meses de inactividad a causa de una rotura de ligamentos. La ciudadrealeña firmó 8 puntos y un rebote y no sintió molestias en la rodilla en su retorno a las pistas, lo que es una gran noticia. Continuará convaleciente, como casi todo lo que queda de temporada, Yurena Díaz, así que Andreu Bou volverá a confiar en las jugadoras del filial María España y Umo Diallo, como viene siendo habitual.

Mientras, en las filas del Spar Gran Canaria también se produjo la semana pasada un retorno muy esperado. En este caso, ha sido un año de baja y la protagonista es Iris Junio Mbulito, una de las jugadoras llamadas a hacer historia en el baloncesto nacional. A sus 17 años (debutó con 14), la base combina un físico privilegiado con una velocidad y una inteligencia únicas, que la convierte en un nombre a seguir.

Junto a ella, en el juego exterior de las insulares destacan la también base Brenae Harris, la alero Michaela Stejskalova, una buena triplista, y María Estela Royo. Ya en la zona, las pívots del Campus Promete tendrán que estar muy pendientes de Breanna Brock y Nichole Nwagwe, una pareja con un potente físico y que resuelve muy bien las situaciones ante el aro rival y en el rebote.

Según Andreu Bou, su plantilla ha dado «un paso en objetivos individuales y colectivos», aunque eso no resulta suficiente. «Estamos acumulando minutos buenos, pero hay que ser regulares durante todo el partido para ser capaces de competir al máximo», indicaba en referencia a los choques anteriores, con los triunfos se han ido por parciales nefastos. El técnico reconocía que todos tienen «ganas de estrenarse con el primer triunfo en casa y de la temporada» en una semana muy complicada porque, tras el choque de hoy, no habrá apenas tiempo de pensar, puesto que las riojanas se desplazarán a Zamora el domingo.