La Rioja

LIGA FEMENINA

El Promete se apaga sin capacidad de reacción

Romeo, base del Campus Promete, fue ayer la máxima anotadora de su equipo. :: sonia tercero
Romeo, base del Campus Promete, fue ayer la máxima anotadora de su equipo. :: sonia tercero
  • Después de un buen inicio, el equipo de Andreu Bou cavó su propia fosa en un nefasto segundo cuarto

  • Al-Qázeres vence tirando de oficio y sin meterse en problemas

Mucho tiene que mejorar el Campus Promete si quiere dar guerra esta temporada. Ayer cayó ante el Al-Qázeres en un partido en el que se descosió poco a poco, jugada a jugada. Lo más preocupante fue la falta de reacción ante una muerte anunciada que se fraguó en un nefasto segundo cuarto.

La salida de los dos equipos fue un intercambio de tarjetas de presentación. Paula Estebas anotó cinco puntos seguidos y Romeo puso la quinta marcha de salida. Por Al-Qázeres, Alsto hizo lo que quiso. Aquí mando yo. Intercambio de canastas -y también de errores- y Romeo cierra el primer cuarto de la mejor manera posible. Triple en el último segundo. 17-11 para las riojanas. Presentaciones realizadas. Extraño el cambio de inercia que protagonizó el Campus Promete en el segundo cuarto. Comenzó muy bien, desangrando a Al-Qázeres debajo de la cesta con canastas de Herrera, Parks, Knight (dos más uno), otra vez Parks y de nuevo Herrera. No entraban los tiros exteriores, pero la fortaleza bajo el tablero era suficiente para ponerse por delante.

Las cosas fucionaban. El Campus Promete tenía en la profundidad de su banquillo la fórmula mágica para vencer a un conjunto con un cinco inicial más potente que el riojano. La ventaja de las riojanas se fue hasta los 9 puntos. Sin embargo, los errores defensivos dieron vida al Qázeres que encadenó su mejor racha anotadora para ponerse por delante 28-30 después de un parcial de 0-11. Con empate a 30, a falta de unos segundos para el descanso, Vrancic anotó un triple. La respuesta local salió de las manos de Romeo pero sin éxito. Bocina y vestuarios. El Campus Promete se marchaba con tres puntos de desventaja 30-33 tras un cuarto que comenzó dominando y terminó encajando un doloroso 13-22.

Los peores presagios

Tras el descanso se confirmó lo peor: el Campus Promete no estaba. Las jugadoras de Bou sintieron la presión en cada acción, en cada pase, en cada lanzamiento. Ya no entraban ni las de debajo de tablero. Ni mucho menos los lanzamientos exteriores. Un dato: sólo anotaron una canasta en juego durante el tercer cuarto (ocho puntos en total). El resto fueron lanzamientos de tiros libre porque Al-Qázeres se cargó rápido de personales. La buena noticia para el Campus Promete es que a pesar de atravesar una severa crisis se plantaba en el último cuarto con vida. 38-43 perdían las riojanas al final del tercer cuarto.

No comenzó bien el último cuarto. Pérdida de balón y Al-Qázeres 38-44. Paula intentó acortar distancias de tres en tres pero su lanzamiento salió desviado. La que no falló fue la base Vrancic que con su brazo izquierdo sí que acertó. Triple yAl- Qázeres logra su mayor ventaja en el peor momento, 38-47. Tiempo muerto de Bou. Ocho minutos por delante para darle la vuelta al partido.

No es el día. Transcurren los minutos y ninguna opción local acaba en canasta. Sí que lo hacía Dacic (38-49). Parks sumó dos puntos para el Promete. Y erró el tiro libre del que dispuso, pero devolvió la fe al equipo. Un robo de balón de Romeo sirvió para llevar el 42-51. Con cinco minutos por delante había tiempo para la épica.

El cansancio hacía mella en el Qázeres que cortó el grifo anotador. Pero para recortar distancias había que anotar y al Promete no le salía nada. Demasiadas ventajas para las visitantes. Sólo un triple de Romeo rompió la línea de errores de las riojanas. Pero ya era muy tarde, quedaba un minuto y medio (46-53).

Las riojanas lo intentaron hasta el final pero era una empresa de dimensiones extraordinarias para el Campus Promete que compareció ayer en la pista del Polideportivo de Lobete. Al final, el Qázeres se llevó el triunfo con merecimientos ante un Promete que suma dos derrotas. Queda mucho camino por delante.

En el partido anterior, el equipo de LF2 del Promete cayó también, en este caso ante Leganés (49-58).