REVOLUCIÓN NETFLIX

OSKAR BELATEGUI

Netflix invertirá 8.000 millones de dólares el año que viene en contenidos propios. Han leído bien: 8.000 millones, 8 billones estadounidenses. Estrenará 80 largometrajes que ha pagado de su bolsillo y tratará de conseguir antes del final de 2018 que la mitad de su catálogo de películas y series sea de producción propia. La plataforma que dirige Reed Hastings cuenta ya con la friolera de 110 millones de suscriptores en todo el mundo. Eso significa que 50.000 personas se apuntan cada día a un canal que maneja cifras que parecen imposibles. Cuando el próximo 27 de octubre se estrene la segunda temporada de 'Stranger Things' no existirá nada más en las redes sociales. Terminemos con los datos. Netflix ha facturado en los nueve primeros meses del año 8.407 millones de dólares, un 32% más que en el ejercicio anterior.

Martin Scorsese, Robert de Niro, Will Smith, Angelina Jolie, Brad Pitt... Todos ellos han firmado con los recién llegados a un negocio que internet ha trastocado para siempre. Netflix extrenará a lo largo de 2018 más de 30 series 'anime' (dibujos japoneses) para atrapar a un público joven que prefiere navegar por su menú a descargárselas ilegalmente. El márketing más provocador e imaginativo también rinde sus frutos. ¿Cuál fue la película de la que más se habló en el Festival de San Sebastián? 'Fe de etarras', cuyo cartel soliviantó al mismísimo ministro del Interior. Apoteosis de los guiños ochenteros, 'Stranger Things 2' se promociona estos días... en el Teletexto.

La cadena de 'Narcos' parece saber en cada momento por dónde van los gustos de una audiencia que ya no entiende de anuncios ni de esperas. Por eso producirá la segunda parte de 'Paquita Salas', la serie web que salta así de un canal de internet secundario de Antena 3, Flooxer, a más de 190 países. Sus decisiones empresariales son rápidas y valientes, como el anuncio de que no comprarán ninguna película de Harvey Weinstein, el productor en el ojo del huracán por las acusaciones de acoso sexual. ¿Estallará el globo o cambiará para siempre la forma en que consumimos películas y series?

Fotos

Vídeos