Primera 'pinchada' estival en el Würth

Cerveza servida en un Austin-bar. :: d. uriel

Hwaneetoh abrió con éxito la séptima edición de 'De noche, el museo suena'

Estíbaliz Espinosa
ESTÍBALIZ ESPINOSALogroño

'Todo es movimiento', título de la exposición de op art y arte cinético que actualmente acoge el Würth, traspasó anoche las paredes del museo para alcanzar sus jardines y alrededores. Allí, todo fue movimiento desde el momento en que Hwaneetoh se puso ante los 'platos' para servir un surtido cóctel musical, que se prolongó hasta la una de la madrugada.

La primera cita estival de 'De noche, el museo suena' volvió a registrar lleno, como viene siendo habitual desde hace varias ediciones. Y es que las noches de los miércoles de agosto suenan y se viven diferentes en el museo de Agoncillo, donde las ofertas cultural (el museo permanece abierto toda la noche), musical (ayer con Dj Hwaneetoh) y gastronómica (servida en una decena de ) combinan a la perfección en esta poción mágica ideada por el Würth hace ya siete años. Y tomarla bajo la estrellas y en luna creciente, como ocurrió anoche, lo convierte en algo ritual. Un rito tan multitudinario como desenfadado, 'chic', familiar, romántico, divertido..., según la experiencia de cada cual.

PRÓXIMAS CITAS

9 agosto
Chelis.
16 agosto
Edu Anmu.
23 agosto
Las Personas + Álvaro Sánchez DJ SET.
30 agosto
DJ Coco + /Göo!

Como maestro de ceremonias ofició Hwaneetoh, cuya faceta de arquitecto y diseñador le llevan a adaptar cada sesión musical al espacio que la acoge. La de ayer arrancó con música clásica, para luego deslizarse por minimalistas sonidos electrónicos y derivar en ritmos más bailables.

Entre tanto, los visitantes ocupaban en cuadrillas, parejas o familias los distintos espacios que brinda el Würth, tanto sobre el césped como entre esculturas, ante lienzos, desde su azotea o en las mesas acondicionadas para el picoteo. Los más pacientes hacían fila ante los para hacerse con los perritos y hamburguesas, pizzas, tostas vegetarianas e incluso patatas 'deluxe' allí servidos.

La noche avanzó a buen ritmo, bailado también por caprichosas bandadas de estorninos mientras el público disfrutaba de esta primera entrega estival de 'De noche, el museo suena'. La próxima cita, el día 9, tendrá como anfitrión a Edu Anmu.

Fotos

Vídeos