El padre del bebé de la niña de 11 años de Murcia es su hermano de 14

El menor tenía 13 años cuando presuntamente se produjo la relación sexual y, por tanto, según la ley, no tiene responsabilidad penal

A. NEGRE

Murcia. La Policía Nacional ha conseguido arrojar algo de luz sobre el caso de la niña de 11 años que dio a luz a un bebé el pasado viernes en el Hospital Virgen de La Arrixaca de Murcia. El Grupo de Menores (Grume) asumió ayer la investigación de este asunto y se desplazó hasta el centro hospitalario, donde la menor continúa ingresada, para tomar declaración a la familia. Según confirmaron fuentes cercanas al caso, sus allegados revelaron que el padre del bebé es el hermano de la niña, que actualmente tiene 14 años. En el momento en que se produjo la relación sexual que dio lugar al embarazo, hace nueve meses, este menor tenía 13 años y, por lo tanto, era inimputable, según establece la ley.

Aun en el caso de que la investigación desarrollada por la Policía Nacional ponga de manifiesto que la relación no fue consentida -aunque, en principio, todo apunta a que sí lo fue-, el menor no tendrá que asumir responsabilidades penales dada su corta edad.

Los agentes de la Jefatura Superior de Policía de Murcia seguirán, no obstante, tomando declaración al entorno de la menor y realizarán las pruebas de ADN para constatar que la información facilitada por la familia es cierta.

«Cosas excepcionales»

Este caso, que ha conmocionado a la comunidad autónoma, fue desvelado este fin de semana por la Cadena Ser, que informó de que el parto había tenido lugar el viernes, después de que la familia de la menor de edad reclamara la presencia de una ambulancia. En apariencia, la chiquilla sufría fuertes dolores de vientre, pero los servicios de emergencias descartaron esa posibilidad rápidamente.

Poco después dio a luz. Fuentes del Gobierno regional confirmaron que tanto la niña como el bebé gozan de buen estado de salud.

El consejero de Salud de Murcia, Manuel Villegas, remarcó, al ser preguntado por este asunto, que «esto son cosas absolutamente excepcionales». Villegas recalcó que «no podemos echar la culpa al sistema educativo y sanitario de un tema puntual». A finales del pasado año, la Guardia Civil inició una investigación al tener conocimiento del embarazo de una adolescente de 12 años de la localidad de Fortuna. De acuerdo a los datos recabados por la consejería, un total de 62 chicas con menos de quince años se quedaron encintas en 2016. Ese año marcó un récord en el número de embarazos en menores de 12 a 14 años.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos